Ir a contenido

EL FESTIVAL DE MÚSICAS AVANZADAS

Thom Yorke, Gorillaz, Rosalía, Diplo... Los conciertos del Sónar 2018 que no deberías perderte

Grandes cabezas de cartel, una nutrida representación de sonidos al alza y delicias neoclásicas, entre los ganchos del festival

Juan Manuel Freire

Thom Yorke, uno de los cabezas de cartel de esta edición del Sónar

Thom Yorke, uno de los cabezas de cartel de esta edición del Sónar

Ya desde septiembre venimos salivando con el 25º aniversario de Sónar. Fue entonces cuando, temprana y algo cruelmente, se anunciaron los primeros nombres grandes de esta edición: venían los Gorillaz de Damon Albarn (cinco años después de su último paso por Barcelona y, ahora sabemos, poco antes de publicar su nuevo álbum 'The now now'); LCD Soundsystem (con el nuevo disco 'American dream', giro ligeramente crepuscular, debajo del brazo); Diplo (el productor más influyente de los últimos tiempos de pop moderno), y Bonobo (veterano productor que ha encontrado su filón creativo en la mezcla del neo-soul orquestal con los ritmos sincopados del UK garage).

Con otros nombres anunciados en aquella primera tanda y las otras remesas que fueron viniendo (en enero se anunció a otro claro cabeza de cartel: Thom Yorke), se ha acabado componiendo un jugoso escaparate de la música actual con tendencia al baile y a la experimentación. 150 actuaciones, 290 artistas con la misión de hacerte mover los pies y/o la mente. Busquen la jalea.

El festival, o su parte estrictamente musical (Sónar+D, el congreso paralelo, se iniciaba hoy miércoles), arrancará el jueves a las 13.00 con la sesión de Ivana Ray Singh en el SonarVillage y el directo de The Venopian Solitude en el SónarDome; sonidos lisérgico-esotéricos por un lado, electro-pop experimental malasio por otro. Y acabará mientras salga el sol el domingo, mientras Laurent Garnier ofrece otra de sus enormes (en todos los sentidos) sesiones de cierre, no solo basadas en house y techno, aunque estos géneros formen el núcleo.

Entre medias, espacio para todas las experiencias que se puedan imaginar. Calma y ruido, ritmo y aislacionismo. Hedonismo y aprendizaje, o las dos cosas al unísono. La sesión de cierre de Garnier es esperada, en parte por cuanto tendrá de pedagógica. Pero igualmente educativa es la labor de DESPACIO, el club itinerante de alta fidelidad de James Murphy (LCD Soundsystem) y los hermanos David y Stephen Dewaele, también conocidos como 2manydjs, alias que desplegarán también en el festival.

Otras sesiones esperadas: las de Ángel Molina (siempre), Helena Hauff, Modeselektor, el tándem formado por Ben Klock y DJ Nobu, o los maratones de seis horas en SonarCar de dos grandes conocedores del nu-disco como DJ Harvey y el barcelonés John Talabot.

Música(s) del mundo

La electrónica ya es un lenguaje global, accesible en términos tecnológicos, desde hace tiempo y genera escenas en las más diversas partes del mundo. Este año el festival recoge una amplia representación africana. En parte por mediación del conocido explorador de músicas de gueto Diplo: apadrina un showcase en el que, además de pinchar material africano, invita a actuar a Mr. Eazi, la 'dj' Kampire y Distruction Boyz. También visitarán este Sónar el batería nigeriano Tony Allen, formando dúo con Amp Fiddler, y Kokoko!, colectivo del Congo que mezcla lo táctil y lo digital.

La parte más latina queda en manos de Nathy Peluso, artista argentina residente en Barcelona que combina rap, neo-soul, jazz y R&B, a veces dentro de una misma canción, como quien bebe agua. Prometen sabrosura las sesiones de la mexicana Rosa Pistola y Dre Skull, embajador neoyorquino del reguetón.

Rap y trap

Sónar no hace oídos sordos a lo que suena en la calle, y lo que suena en la calle, ahora más que nunca en España, son rimas y beats. Rap de toda la vida, trap, grime británico, pop urbano y alrededores tendrán su representación (bastante densa) en el programa. Si en el 2016 pudimos disfrutar de Skepta, esta vez nos visita su DJ de gira Preditah y otro líder grime como Wiley. Del otro lado del charco, Washington D.C. para ser precisos, llega el ascendente rapero/cantante GoldLink, colaborador habitual de Kaytranada.

La creciente escena urbana de aquí también está invitada a los fastos: además de Peluso, estarán Rosalía (también su colaborador Refree, estrenando proyecto electrónico con visuales de Isaki Lacuesta), ídolos trap como Rels B y Steve Lean, el 'youtuber' irreverente Lory 'ola k ase' Money o Alizzz, productor de ya imponente trayectoria que ha escalado en fama gracias a sus creaciones para C. Tangana.

Momento de relajo

La música clásica puede no ser tanto, eso, clásica, por lo que también tiene su hueco en Sónar. En el concierto inaugural del festival, la OBC afrontará el clásico minimalista “In C” de Terry Riley bajo la dirección artística de Brad Lubman, quien ya dirigió a la orquesta en Sónar-16, entonces abordando 'Become ocean' de John Luther Adams. Por otro lado, el islandés Ólafur Arnalds, músico de culto entre clásica contemporánea, pop y electrónica, presentará nuevo disco y gira con tres pianos, cuerdas y percusión. El concierto de clausura del festival corre a cargo de Alva Noto y Ryuichi Sakamoto, quienes presentarán un espectáculo inédito, 'Two', basado en gran parte en la improvisación.

Temas: Sónar

Para darle la mejor experiencia posible estamos cambiando nuestro sistema de comentarios, que pasa a ser Disqus, que gestiona 50 millones de comentarios en medios de todo el mundo todos los meses. Nos disculpamos si estos primeros días hay algún proceso extra de 'login' o el servicio no funciona al 100%.