Contenido de usuario Este contenido ha sido redactado por un usuario de El Periódico y revisado, antes de publicarse, por la redacción de El Periódico.

"La clase política ante la pandemia que ha cambiado el mundo"

Sede del Banco Central Europeo en Fráncfort.

Sede del Banco Central Europeo en Fráncfort. / AFP / YANN SCHREIBER

Serafin Valladares

Cientos de miles de personas están sufriendo en silencio el efecto devastador de la soledad y el abandono por parte de la clase política en el mundo entero. El motivo es muy sencillo: por encima del bienestar social está la economía; eso es lo que de verdad les importa, la puñetera economía.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

El problema es que las grandes élites siguen mandando en un mundo al que ha cambiado totalmente el covid; y no lo han asumido. Este es el gran problema de la dependencia de todos los estados de la OMS y aún más del Banco Mundial y, en el caso de Europa, del BCE. Como decía aquella canción del gran Carlos Puebla, cantante cubano de la revolución, 'El percápita': "Per cápita por aquí, per cápita por allá y el pobre sigue tan pobre que no puede serlo más". Así seguimos y eso que han pasado muchos años de la revolución cubana. Sinceramente, yo no soy comunista, pero tampoco soy tonto; dejen de marear la perdiz y pónganse a trabajar.

Vergüenza me dan tanto los burgueses de ERC como los aristócratas de Junts per Catalunya, al igual que el el PNV o Bildu, que solo miran por sus intereses.

Para acabar es imposible no nombrar al PSOE, al que que de 'obrero' ya no le queda nada, mientras el PP, con un líder que anda más que perdido: cada vez que habla o mete la pata o Vox sigue subiendo .

Y en mi pueblo, igual: siempre tensión, y y parece que tengo mala reputación; a ver si se pasa un día Paco y la borda en el Auditorio Municipal, con el permiso de la persona que lleva la concejalía de Cultura. Malo será que haya actuaciones todos los días aunque sea para pagar favores, porque público, ninguno, salvo los amigos y amigas de turno, no hay.

Participaciones de loslectores

Másdebates