El Periódico

La aportación de los lectores

Publica una carta del lector

De Anna Gabriel a Ciudadanos: la coherencia, una virtud política en desuso

BIEL ALINO / EFE

 La diputada de la CUP Anna Gabriel momentos antes de participar en una mesa redonda.

José Manuel Fernández ArroyoBarcelona

¿Qué opinas del tema de discusión? ¿Qué te parece la aportación de este usuario? Envía tu opinión para participar en el debate.

Martes, 12 de junio del 2018 - 08:00 h

En política, como en otros ámbitos de la vida, se requiere un mínimo de coherencia. La compra de la casa de Irene Montero y Pablo Iglesias por 600.000 euros me parece un grano de arena en el desierto si lo comparamos con la vida de lujo de la que disfruta Anna Gabriel en uno de los barrios más exclusivos de Ginebra (Suiza).

Según una información reciente, la cupaire habría recibido hasta la fecha de la CUP y entidades afines la nada desdeñable cantidad de 40.000 euros en concepto de donación para que mantenga su alto tren de vida en la ciudad helvética.

De una formación antisistema como la CUP, que predica un ideario socialista en favor de las capas sociales más desfavorecidas, de la igualdad, etcétera, se espera que sus integrantes sean un modelo.

Pero hay más ejemplos de incoherencia política: Ciudadanos, que solo 've españoles'. Un partido nacido en las entrañas de Catalunya con el único objetivo de combatir el catalanismo.

Y no me refiero a la deriva independentista, la cual no comparto -sería otro tema a analizar con más profundidad-, sino al ímpetu obsesivo de los naranjas de azotar a todo lo que rezuma catalanidad: identidad, cultura o inmersión lingüística.

Otro ejemplo muy actual sería la voz crítica (y cínica) de ciertos miembros del exgobierno del PP, que reprochan a Sánchez el levantamiento del control financiero a la Generalitat de Catalunya como contrapartida a supuestos acuerdos con partidos soberanistas, como si el anterior gobierno no fuera el que aprobó en el Senado tal medida una vez decayera la aplicación del 155.

Existen muchos más casos, pero la lista sería interminable. De la incoherencia a la hipocresía tan solo media una delgada línea.

Participaciones de los lectores

El drama de buscar escuela para un hijo con discapacidad

Lucía Aja Rodríguez Castelldefels

Escoger colegio para un hijo es una responsabilidad muy grande. Como padres, esperamos que en la escuela aprendan y, sobretodo, que sean t... Seguir leyendo

Las ruedas sin aire de una señora y la falta de educación vial

Pablo Benítez Aguilar Vilanova del Camí

El otro día me proponía a obsequiar a mi auto con un poco de combustible, aunque sea del barato a él le gusta, al menos anda con ello. Frente a mí, una señora forcej... Seguir leyendo

OT i la "mariconez": el llenguatge hauria d'evolucionar

Aina Lanuza Doménech Barcelona

Por qué España no nos roba

Francisco Monente Zabalza Pamplona

Me voy a centrar en un imposible, y es esa idea tan manida de que "España nos roba". Esa frase que tanto ha calado en muchos catalanes y que está en el origen del... Seguir leyendo

Cuando las víctimas son las culpables

Blai Ramírez Cervelló

Delitos que no deberían prescribir

Miquel González Quintana Manresa