Ir a contenido

ESTRENO EL MIËRCOLES, 7

Quim Masferrer: "TV-3, la audiencia y el equipo teníamos ganas de más 'forasters'"

Superadas las trabas presupuestarias, el actor y presentador visita nuevos pueblecitos de Catalunya en busca de sus historias humanas

Inés Álvarez

Quim Masferrer, con una señora, en El foraster (TV-3).

Quim Masferrer, con una señora, en El foraster (TV-3).

Superada la incertidumbre que ocasionaba la falta de presupuesto de TVC, que ponía en peligro la continuidad de algunos proyectos, El foraster vuelve a TV-3 con su quinta temporada y una ilusión renovada: la que le produce a Quim Masferrer y a su equipo de Brutal Media poder seguir recopilando historias humanas por los pueblecitos de Catalunya. El primer programa, que se emite hoy  (22.40 horas) y  que ha llevado al presentador a la Garrotxa, está impregnado de esa emoción.

“Como la continuidad era un tema que no dependía de mí, no me preocupaba. Además, ha tenido su parte positiva, porque me he sentido muy querido por la gente”, comenta Masferrer. No obstante, por fin llegó un patrocinador y el equipo pudo echar a andar. Aunque sin su famosa pick  up naranja, que ha sido la única que se ha quedado en la cuneta. “No nos cansamos de El foraster. El formato es siempre el mismo, pero cada programa es nuevo. Tengo ganas de seguir ampliando mi carpeta de amigos”, confiesa.

Primera parada: Santa Pau

Y alguno saldrá de entre los habitantes de Santa Pau, pueblecito de La Garrotxa, que ha sobrevolado en globo. “Fue mi primera vez. Espectacular”, dice.  El de Santa Pau fue, además, el primer programa que grabaron tras los recortes. “Cuando nos dieron luz verde, había tantas ganas como si fuera el primer día”, asegura Masferrer, que ya ha recorrido con El foraster más de 30.000 kilómetros y visitado más de 60 pueblos.

Quim Masferrer . / TVC

 “Nos emocionaremos con cosas cercanas. Hablamos de pagesia, de gente que ama la tierra... Para mí hay un tema personal, porque mi padre es pagés y me llega más”, confiesa.  

Un especial diferente

En proyecto está un programa especial "muy especial": "Hasta el momento hemos hecho varios: el del barrio La Mina, Mercabarna.... Pero intentaremos romper el formato. En cinco años nos ha pasado muchas cosas y , como acostumbro a visitar a los amigos, dije: ¿por qué no visitar a aquel niño, a aquella señora...? El espíritu de este programa es recuperar cinco años más tarde a algunas de las personas que hemos conocido".

El que seguro que no estará será El Tato, el ya popular vecino de Panelles que encandiló también a Jesús Calleja , quien lo subió a un helicóptero en Volando voy (Cuatro): "En un programa con tantas temporadas como El foraster pasan cosas como estas: que hay personas mayores que nos van dejando", lamenta. 

La versión española

En cuanto a El paisano,  versión española del programa de TV-3, aclara que no es una idea robada, como algunos piensan. "Se ha copiado a El foraster intencionandamente, porque es de la misma productora. Incluso me he reunido con Pablo Chiapella, su presentador, y si hace falta también lo haré con Edu Soto", añade.

Él dice disfrutarlo como espectador: "A mí me gusta mucho, porque cuando veo los forasters ya los había vivido. Sin embargo, con El paisano he podido sentir lo mismo que el espectador virgen", insiste. Y recorrer otros pueblecitos donde, ahí sí, sería un gran foraster.