Carles Puigdemont, en una imagen de archivo.

Las claves de la maraña judicial

¿Puede Carles Puigdemont volver a España sin ser detenido?

2
Se lee en minutos
Jose Rico
Jose Rico

Jefe de la sección de Política

Especialista en política catalana

Escribe desde Barcelona

ver +

El último episodio judicial del 'caso Puigdemont' ha aumentado las dudas e incógnitas que envuelven a la situación del expresidente de la Generalitat y de los también eurodiputados de Junts Toni Comín y Clara Ponsatí. El Tribunal General de la Unión Europea (TGUE) ha dictaminado que ninguno de los tres goza en estos momentos de la inmunidad parlamentaria que les retiró el Parlamento Europeo, pero ha dejado flotando en el aire la incertidumbre sobre el estado de la euroorden de detención y, por tanto, qué consecuencias tendría un posible regreso a España.

Estas son algunas de las claves para entender la maraña judicial que enreda a Puigdemont, el Tribunal Supremo y la UE.

1

¿Qué sentenció la justicia europea?

El Tribunal General de la UE desestimó la petición de Puigdemont, Comín y Ponsatí, tras la detención del 'expresident' en Cerdeña, de que les fuera devuelta la inmunidad parlamentaria. Según el órgano judicial comunitario, su inmediata puesta en libertad por parte de Italia evitó un "perjuicio grave e irreparable", uno de los argumentos que esgrimieron los eurodiputados para recuperar la prerrogativa. Pero el TGUE también declaró la suspensión de los procesos penales abiertos contra los tres políticos a la espera de que el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) resuelva las dudas que planteó el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena acerca del alcance de las euroórdenes de arresto.

2

¿En qué punto queda la causa contra Puigdemont?

Según la resolución del TGUE, para suspender las euroórdenes "no se necesita una decisión específica" en este sentido del Tribunal Supremo porque este, añade, "estaba al corriente" de ello y está vinculado por la decisión: "En virtud del principio de cooperación leal, las autoridades nacionales deben tener en cuenta la suspensión del proceso penal y de la ejecución de las órdenes de detención europeas dirigidas contra los diputados".

3

¿Podría ser detenido si entrase en España?

De la textualidad del fallo de la justicia europea cabe interpretar que Puigdemont, Comín y Ponsatí ni siquiera podrían ser detenidos en España. El propio Tribunal Supremo se confiesa descolocado por la contundencia del dictamen del TGUE. Fuentes del alto tribunal apuntaban el pasado viernes que sí sería posible arrestarles en suelo español, aunque se les tuviera que permitir desplazarse al Parlamento Europeo en ciertas sesiones de especial trascendencia. Sin embargo, el tribunal no ha emitido todavía ninguna comunicación oficial al respecto, y eso es precisamente lo que la defensa del 'expresident' le ha solicitado por escrito.

4

¿Qué margen tiene el Supremo?

De alguna manera, la sentencia del TGUE pone al tribunal, y sobre todo al juez Llarena, en un brete. Si reconoce que el procedimiento contra los tres eurodiputados está suspendido incluso en España, estaría allanando un posible regreso de Puigdemont, Comín y Ponsatí, y todo ello después de varios reveses de la justicia europea. Si, por el contrario, insiste en que las órdenes de detención siguen vigentes en España, el Supremo podría estar desoyendo las directrices del TGUE.

5

¿Qué puede hacer la policía mientras tanto?

Ninguna unidad de policía judicial ha recibido por ahora indicación alguna de que haya decaído en territorio español la orden de arresto de Puigdemont. Las instrucciones recibidas en su día por el Tribunal Supremo como instructor de la causa continúan, pues, vigentes y, por lo tanto, el 'expresident' sería detenido si entra en España. Solo una contraorden del Supremo, que en todo caso no se espera "a corto plazo", haría variar esta consigna

6

¿Cuál sería el siguiente paso judicial?

Hay dos cuestiones pendientes de resolución por parte del TJUE: el recurso de Puigdemont contra la retirada de la inmunidad y las siete cuestiones prejudiciales que el juez Llarena envió en marzo de 2021 para intentar evitar que Bélgica repita con el líder de JxCat la negativa a extraditar al 'exconseller' Lluís Puig. En función de la respuesta de la justicia europea, que todavía no se ha pronunciado, Llarena decidirá si retira, mantiene o emite una nueva petición de extradición.

Noticias relacionadas