31 oct 2020

Ir a contenido

La culpa no es de los MENA

Francisco Cárdenas Ropero

Francisco Cárdenas Ropero

Un niño duerme en un portal, en la ciudad de Tánger.

Un niño duerme en un portal, en la ciudad de Tánger.

EL PERIÓDICO ha publicado una entrevista con la señora Violeta Quiroga y el señor David Rodríguez en relación con los menores inmigrantes, donde solo se menciona a una de las muchas entidades que trabajan en este ámbito, la Fundación Idea, y se hacen afirmaciones como que "Estos niños nos han dado la oportunidad de poner en jaque el sistema de protección para repensarlo".

Esta afirmación no es cierta, porque el sistema de protección de menores está más cuestionado que nunca por muchas otras razones. Ahora parece que todo sea culpa de la llegada masiva de estos menores. Tampoco es cierto que el Govern tenga voluntad de repensarlo, y la prueba es que incumple una moción del Parlament (de febrero de 2017) que le obligaba a ello. Ya la consellera Dolors Bassa denunciaba una situación al límite y desde hace más de dos años todo sigue igual.

Expertos, entidades como Aprodeme y muchas otras, los propios trabajadores, sentencias judiciales demoledoras, informes del Síndic de Greuges... vienen denunciando un sistema que genera más dolor del que pretende evitar. Que no sabe trabajar la prevención y retira innecesariamente a muchos niños de sus familias, que no es transparente, que está privatizado en su mayoría, que mueve millones de euros de una manera poco clara.

La llegada de menores inmigrantes supone un desafío que tensiona aún más un sistema que no funciona, pero no puede ser una excusa. Ojalá esa voluntad de 'repensar' que se cita en el artículo sea una realidad. De momento, no la vemos por ninguna parte.
 

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Participaciones de loslectores

Másdebates