Contenido de usuario Este contenido ha sido redactado por un usuario de El Periódico y revisado, antes de publicarse, por la redacción de El Periódico.

"Celebrando la figura de la madre"

Un militar ucraniano abraza a su madre Larysa Kolesnyk, de 82 años, después de que fuera evacuada de la ciudad de Irpin, en las afueras de Kiev

Un militar ucraniano abraza a su madre Larysa Kolesnyk, de 82 años, después de que fuera evacuada de la ciudad de Irpin, en las afueras de Kiev / ZOHRA BENSEMRA / REUTERS

Muchas veces no nos damos cuenta de que una gran parte de nuestra energía diaria viene de nuestras madres. Una madre está en nuestra mente incluso si físicamente se halla lejos.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Yo he tenido mi encontronazos con mi madre, como todo el mundo en algún momento. Hemos tenido nuestras diferencias en innumerables ocasiones. Y nos hemos insultado mutuamente. Esta última parte es lo que más me duele todavía hoy. Las heridas causadas son por ignorancia. Digo 'por ignorancia' porque causar daño, destruir, es de ignorantes.

Hoy lo que más me importa es dar amor a los míos. Cuando digo a los míos me refiero a los seres humanos y a mis padres. Y la figura de la madre es la que más merece ser querida. Dar a luz a vidas humanas es exclusivo de las madres. Por tanto, yo doy todo de mí para establecer una relación sana con mamá.

Sé que en ocasiones, especialmente cuando nos convertimos en adultos, queremos nuestro propio espacio mental y físico. Pues, estando lejos también podemos mandarle amor a nuestras madres. Podemos pedir al universo que cuide de ellas. Que nos perdone y que la perdonemos.

Cuanto mayor me hago más me doy cuenta de que al mundo le importo un carajo. De que, haga lo que haga, solamente la gente que me conoce me seguirá apoyando. De que todos estamos mirándonos el ombligo.

Cada vez valoro más lo que la realidad me proporciona. Y aunque tenga mis diferencias con ella, mi madre siempre ha sido mi mejor profesora. El que piensa diferente es nuestro mejor aliado para crecer.

Lo mismo digo de los padres. Mejor tener una relación sana con ellos. Cuanto más contentos estemos con él, tanto más nos conectaremos con nuestros camaradas masculinos.

Ejerzo la gratitud todos los días. A veces una relación sana es la no relación. El no contacto es una forma de querer también.

Participaciones de loslectores

Másdebates