Iniciativa pionera

El Gobierno y la Generalitat apoyan el proyecto de ciudad agrícola sostenible de Ametller

  • La compañía estima que el 80% de las instalaciones podrían estar en funcionamiento en 2026 y prevé presentarse al PERTE agroalimentario en mayo o junio

Presentación del proyecto Agroparc de Ametller Origen en la Cámara de España en Madrid

Presentación del proyecto Agroparc de Ametller Origen en la Cámara de España en Madrid / AMETLLER ORIGEN

3
Se lee en minutos
El Periódico

El Gobierno central y el Govern de la Generalitat han apoyado este viernes la presentación en Madrid de Agroparc, la iniciativa de Ametller Origen de crear un clúster agroalimentario 100% sostenible y circular entre los municipios de Gelida y Sant Llorenç d'Hortons (Alt Penedès). El proyecto movilizará una inversión total de 180 millones de euros, una actividad productiva valorada en más de 400 millones de euros y la creación de más de 3.100 empleos entre directos, indirectos e inducidos. Fuentes de la compañía han apuntado que el objetivo es que el 80% de las instalaciones estén en funcionamiento en 2026, aunque dependerá de cómo afecte la escalada de la inflación a los costes.

"El proyecto del Agroparc demuestra el potencial de la industria agroalimentaria de España. El PERTE (proyecto estratégico para la recuperación y transformación económica) agroalimentario ayudará a modernizar el sector", ha subrayado el secretario general de Industria y Pyme, Raül Blanco, durante el acto celebrado en la Cámara de Comercio de España. El Gobierno está trabajando para lanzar las primeras convocatorias de dicho PERTE en los meses de mayo o junio, según fuentes del Ejecutivo. Ametller tiene la intención de presentar a las mismas el proyecto del Agroparc con el objetivo de lograr financiación de los fondos europeos para llevarlo adelante.

"Europa ha perdido desgraciadamente relevancia en el mundo en los últimos años. Pero en el ámbito de la seguridad alimentaria y la sostenibilidad, sigue siendo el faro del mundo. En este sentido, espero que el esfuerzo que hace Europa para abordar el Pacto Verde Europeo sirva para inspirar al mundo en que solo hay una solución posible para salvar el planeta. Es en este escenario donde creemos que el Agroparc puede ser la chispa que provoque este cambio de paradigma en el sector agroalimentario tanto en España como en Europa y el mundo", ha afirmado el consejero delegado y cofundador de Ametller Origen, Josep Ametller.

Por su parte, el secretario general d’Empresa i Treball de la Generalitat, Oriol Sagrera, ha resaltado que "no existe otro proyecto que esté más alineado con los objetivos de transformación de los fondos europeos, que fija la transformación digital y ecológica como las dos principales prioridades para construir una economía que sea más resiliente". La presentación en Madrid de Agroparc -proyecto en el que participan Agbar, Carburos Metálicos y la Universidad de Wageningen (Países Bajos)- también ha sido apoyada por la subdirectora de Innovación y Digitalización del Ministerio de Agricultura, Natalia Villalobos y por el presidente de la Cámara, José Luis Bonet

Proyecto de referencia

Noticias relacionadas

"Queremos impulsar un nuevo modelo agroalimentario, que pueda ser un referente que posteriormente se pueda escalar a todo el país", ha afirmado Josep Ametller. "El Agroparc, basado en la circularidad de los procesos, es lo que nos ha permitido conseguir lo que parecía imposible: crear un distrito agroindustrial de energía positiva y CO2 negativo. Evitaremos la emisión de 1400 toneladas de CO2 al año, contribuyendo a la consecución de los objetivos del Pacto Verde Europeo", ha añadido.

Para conseguirlo, se optimizaran los recursos hídricos, con el tratamiento y la regeneración de las aguas residuales a través de una biofactoría. También se combinarán diferentes sistemas de generación energética renovable como la fotovoltaica, el biogás y la biomasa y se apostará por la movilidad 100% libre de emisiones. Asimismo, se aplicará la inteligencia artificial, el 'machine learning' y la digitalización para ser más eficientes, ajustar la producción y evitar, de esta forma, el desperdicio de alimentos. Además, acogerá un centro de formación e investigación, el Instituto de Agricultura Tecnificada iAGRITECH, con convenios con universidades locales e internacionales, para formar a los técnicos agrícolas del futuro