Ir a contenido

LA GRAN CITA MUSICAL DEL FÒRUM

Barcelona ondea la capitalidad pop

El público internacional del San Miguel-Primavera Sound se debate este fin de semana entre los ídolos de ayer y las promesas de hoy

El festival concentra una desbordante cantidad de grupos, empresas y aficionadosa la música

NANDO CRUZ
BARCELONA

Ya estamos todos: la finlandesa de las gafotas rojas, el rarito de Cuenca, el nerd de Cleveland, el bloguero filipino, el mayor fan español de Mogwai, la azafata que reparte caramelos, el relaciones públicas de la entidad colaboradora, uno que jura tener toda la obra de Glenn Branca, el primo del bajista de Male Bonding, el webmaster, El Guincho y las Aias, Low y Shellac, el que paga los 180 euros sólo por ver a Fleet Foxes y M. Ward, el diseñador belga, el becario, uno que compra todos los discos, otro que nunca ha comprará ninguno, el técnico de Cultura de Capellades, la modista australiana, el de la camiseta de Mötorhead, los trendsetters, los coolhunters... El mundo estará en crisis, pero eso no se nota en esta burbuja indie que es el Primavera Sound. Aquí huele a euforia, a ocio, a dinero, a tierra de oportunidades, a sensación de vivir. Es raro, pero es así.

Como cada año, grupos de culto nos recuerdan que la inmensa mayoría de jóvenes bandas reciclan logros pretéritos. Pero elegir entre el original y el calco no es tan fácil. En cualquier caso, famélicas vacas sagradas como Pere Ubu, The Monochrome Set y Half Japanese se disputan hoy el protagonismo con nombres de última hornada como Avi Buffalo, No Joy, Tennis y Wolf People. Y mañana, tres cuartos de lo mismo.

El que sufra de indecisión y tema bloquearse ante tanta calidad y cantidad de oferta (sirvan estas páginas de guía de supervivencia), tiene este año una solución de emergencia: apalancarse en la carpa que monta el festival de cine In-Edit en un rincón del Parc del Fòrum y disfrutar relajado de películas sobre Nina Simone, el mítico programa de música negra Soul Train o el sello indie Creation.

0 Comentarios
cargando