Ir a contenido

Liberados un estadounidense y un iraní en un intercambio de presos

Irán encarceló a Yang acusándole de espionaje y EEUU a Soleimani por violar las sanciones

En un gesto inusual Pompeo menciona la "actitud constructiva" de los iranís en este caso

Idoya Noain

El ministro de Exteriores iraní,  Mohamad Yavad Zarif, y el liberado Masud Soleimaní, en el aeropuerto de Ginebra.

El ministro de Exteriores iraní,  Mohamad Yavad Zarif, y el liberado Masud Soleimaní, en el aeropuerto de Ginebra. / epa / MINISTERIO DE EXTERIORES DE IRÁN

En medio de un periodo de tensiones recrudecidas entre Estados Unidos e Irán, en escalada casi constante desde que Donald Trump decidió abandonar el acuerdo multilateral que trata de frenar el programa nuclear militar de Teherán, los dos países han dado una sorpresa este sábado al realizar un intercambio de prisioneros.

Con ayuda en las negociaciones de Suiza, que hace de puente entre dos países sin relaciones diplomáticas directas, los iranís han liberado a Xiyue Wang, un inmigrante de China con ciudadanía estadounidense desde 2009 y graduado de Princeton al que arrestaron en el 2016 y condenaron a diez años de prisión acusándole de espionaje. Washington, por su parte, ha dejado libre y retirado todos los cargos contra Masoud Soleimani, un biólogo arrestado el año pasado en el aeropuerto de Chicago bajo la acusación de violar las sanciones impuestas a Irán.

El intercambio tiene valor de forma y fondo para los dos gobiernos. A Teherán, por ejemplo, le puede servir para desviar siquiera momentáneamente la atención del escrutinio global a la brutal represión con que el Gobierno ha respondido a las protestas de ciudadanos, una campaña que le ha granjeado críticas de la Unión Europea, que se mantiene en el pacto nuclear y en la que miles de detenciones han saturado las cárceles y solventa, además, un caso por el que un panel de Naciones Unidas le acusó el año pasado de haber actuado de forma “arbitraria” y “sin base legal”, exigiendo la liberación inmediata de Wang.

Para Trump, por su parte, refuerza la imagen de que la liberación de presos y rehenes es un tema prioritario en su agenda. Lo ha conseguido, además, sin desembolsar pago de rescate y sin transmitir imagen de concesión o cambio de política. Tras un acuerdo judicial Soleimani, un prominente experto investigador en células madre, debía comparecer en una vista el día 11 y era probable que quedara en libertad.

Gestos inusuales

Además de sorpresa el episodio ha dejado algunos gestos inusuales. Aunque en su comunicado celebrando la liberación de Wang, Trump no ha hecho mención de Irán luego en un tuit ha dado al país gracias por "una negociación muy justa".


También el secretario de Estado, Mike Pompeo, ha mostrado su “satisfacción” por la actitud “constructiva” del Gobierno iraní en este asunto.

Asimismo, pese a que fuentes de la Administración estadounidense en una llamada informativa con la prensa no han querido enmarcar el intercambio en una idea de diálogo más amplio con Irán, una de esas fuentes sí ha querido interpretar la liberación como “una señal de que los iranís pueden estar dispuestos a sentarse a negociar todos los temas”. Esa es una propuesta que ha hecho Trump pero para la que Teherán ve imprescindible que se relajen las sanciones endurecidas por el republicano en una campaña de “máxima presión”. Y el propio Trump, en su mensaje, ha usado el intercambio para plantear: "¿Ven? ¡Podemos hacer un acuerdo juntos!

Irán mantiene al menos a cinco estadounidenses encarcelados. Varias decenas de iranís están presos en EEUU.

Trump frena la designación de los cárteles mexicanos como grupos terroristas

El terremoto que Donald Trump provocó hace unos días anunciando en una entrevista que planeaba designar a los cárteles de narcotráfico de México como organizaciones terroristasuna decisión que podría tener profundas consecuencias en la relación económica, militar y política bilateral, se ha desactivado con un tuit.

En un mensaje colgado el viernes en la red social el presidente de EEUU anunció que “frena” esa designación. Dijo que lo hacía a petición de su homólogo mexicano, Andrés Manuel López Obrador, del que escribió: “un hombre que me gusta y respeto y que ha trabajado tan bien con nosotros”.