Ir a contenido

QUÉ FUE DE

El niño del anuncio "Hola, soy Edu, ¡Feliz Navidad!" se convierte en empresario digital

El protagonista del 'viral' de Airtel de hace 20 años, cuando no había redes sociales, ha fundado una consultora tecnológica

Enrique Espinosa, en su papel más entrañable, como Edu, en el espot de Airtel del 97, y, actualmente, como empresario y fundador de la consultora Angencia Ninja.

Enrique Espinosa, en su papel más entrañable, como Edu, en el espot de Airtel del 97, y, actualmente, como empresario y fundador de la consultora Angencia Ninja.

En 1997, antes de que existieran YouTube y los vídeos virales, en la televisión española hizo furor un espot publiciario de la empresa Airtel que promocionaba llamadas gratis mediante un niño que felicitaba las fiestas por teléfono repitiendo la frase "Hola, soy Edu, ¡Feliz Navidad!". La manida frase llevaba automáticamente a pensar en un niño con gafas, sentado en un sofá y llamando como un loco por teléfono, soltando esas cinco palabras y colgando, para volver a repetir la acción.  

Hoy en día ese niño, cuyo nombre real es Enrique Espinosa, se ha convertido en un emprendedor en el sector digital. Veinte años después de obtener la fama gracias al anuncio de Airtel -el que muchos analistas dicen que es el más visto de la historia-  y de otros posteriores de la misma empresa y de otros productos, como caramelos o diarios deportivos, y de pasearse por los platós de 'Crónicas Marcianas' y de 'Esta noche cruzamos el Mississipi', en la actualidad Espinosa trabaja en el ámbito del desarrollo web y el marketing digital.

Más concretamente, dirige una consultoría tecnológica creada por él mismo junto a otros socios llamada Agencia Ninja. Su objetivo es ofrecer desarrollos propios y transformar digitalmente a Pymes que no pueden asumir el coste de contratar a un equipo especializado.


EXPERIENCIA DE 'NIÑO ANUNCIO'

Según Espinosa (en la foto inferior, tal y como es en la actualidad), que confiesa que de niño tuvo problemas para sobrellevar la fama, su experiencia de 'niño anuncio' le ha ayudado en su experiencia laboral posterior. "Durante 20 años he estado meditando sobre el por qué del impacto del anuncio y cuando descubrí el motivo, cree mi proyecto para aplicar la metodología del éxito del anuncio junto con la tecnología digital", afirma.