05 jul 2020

Ir a contenido

Nos incomoda ver reflejado en los políticos al mediocre y al miserable que todos llevamos dentro

Juan Fernández Sánchez

El Congreso de los Diputados, semivacío, durante la comparecencia de Pedro Sánchez para explicar la declaración de estado de alarma el 18 de marzo.

El Congreso de los Diputados, semivacío, durante la comparecencia de Pedro Sánchez para explicar la declaración de estado de alarma el 18 de marzo. / EFE / MARISCAL

Dados como somos al autoengaño tranquilizador, acostumbramos a moldear la realidad a nuestro antojo. Se ha convertido en un clásico la condena sin paliativos a nuestra clase política. Y convendría recordar algunas obviedades. La primera, que todos los políticos son iguales, pero salta a la vista que algunos son más iguales que otros. Y la segunda, que no son alienígenas, surgen de nuestro seno y, nos guste o no, reproducen nuestras miserias y limitaciones. Tal vez sea eso lo que nos incomoda tanto, ver reflejados en ellos al mediocre y al miserable que todos llevamos dentro.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Participaciones de loslectores

Másdebates