18 sep 2020

Ir a contenido

"La improvisación, cara al curso escolar, no estará justificada"

Màrius Folch López

Una profesora de educación infantil prepara los contenidos para su próxima clase a distancia.

Una profesora de educación infantil prepara los contenidos para su próxima clase a distancia. / Enric Fontcuberta (EFE)

Este 2020 está siendo un año que jamás vamos a olvidar y que podemos definir como devastador y preocupante en todos los sentidos. La pandemia acecha y nos afecta de manera directa e indirecta en todos los ámbitos de nuestra vida. Los ciudadanos, aparte de estar preocupados por la salud y la economía, llegan a reflexionar sobre la educación que han recibido este curso 2019/20 los niños, niñas y jóvenes . Muchos llegan a pensar que ha sido un curso escolar perdido donde ha predominado la escasez de conocimientos, la falta de aprendizaje y el declive de la socialización.

Entretodos

Publica una carta del lector

Escribe un post para publicar en la edición impresa y en la web

Actualmente, la preocupación de muchos padres es la gestión de este curso 2020/21, la angustia de no saber cómo serán las clases, si podrán ser presenciales o todo va a realizarse 'on line'. Estamos ante un momento decisivo para el futuro de nuestros estudiantes y futuras generaciones, porque la educación es uno de los pilares fundamentales de nuestra sociedad, y por esta razón hay que buscar una solución efectiva, y cuanto antes mejor.  El curso 2019-20 parece haber sido un curso perdido, improvisado y nefasto, pero ahora la improvisación no está justificada porque estamos avisados, así que se deberían buscar ya alternativas para garantizar en el nuevo curso una educación plena y apta para todos los escolares.

Participaciones de loslectores

Másdebates