Selección estelar

Los 5 restaurantes favoritos de Jordi Artal, chef del 'dos estrellas' Cinc Sentits

  • El chef del restaurante distinguido por Michelin propone establecimientos de toda la geografía española "para comer bien"

Jordi Artal, chef del restaurante Cinc Sentits.

Jordi Artal, chef del restaurante Cinc Sentits.

3
Se lee en minutos
Ferran Imedio
Ferran Imedio

Periodista

ver +

Jordi Artal es el chef del restaurante con dos estrellas Michelin menos mediático de Catalunya, Cinc Sentits. Será porque él es un tipo discreto y poco amante de los focos. Pero que sea tipo silencioso y callado no significa que no tenga nada que decir, y más aún si se trata de recomendar buenos restaurantes. Por eso le hemos pedido que nos recomiende sus cinco restaurantes favoritos "para comer bien", resume él.

Mont Bar

"Mont Bar (Diputació, 220, de Barcelona) me encanta porque es un bar gastronómico donde siempre se come muy bien con un punto de diferencial y una carta de vinos espléndida. Para mí, merece una estrella Michelin aunque sea un bar con mesas altas, y siempre se lo he dicho a Iván, su dueño. Pero sus platos tienen un gran nivel. Destaco su ventresca de atún ahumado, que está brutal, un crujiente de mayonesa de atún y jalapeño, que es un imprescindible, y el 'carrot cake', buenísimo".

La raya con mantequilla blanca con caviar del restaurante Mont Bar.

/ Ricard Cugat

Smoked Room

"Ahora todo el mundo habla de Smoked Room (paseo de la Castellana, 57, de Madrid) porque ha ganado las dos estrellas Michelin de golpe pero yo estuve en octubre y comí de maravilla. De principio a fin, espectacular. Te sientas en la barra y da gusto ver cómo trabajan con los fuegos y la brasa. Probé un plato de camarones con mantequilla 'noisette' que era fenomenal, y pensé: "¿cómo puede ser tan bueno un plato con solo tres ingredientes?". Era la perfección. Por cierto, el chef es Massimiliano delle Vedove, que trabajaba en Mont Bar y al que conozco desde hace muchos años".

La cocina vista de Smoked Room.

/ Javier Sánchez

Quique Dacosta

"Fui a Quique Dacosta (Rascassa, 1, de Dénia) en noviembre por primera vez en cuatro años y me pareció impresionantemente bueno. Solo por los 'snacks' del principio ya merece las tres estrellas, ¡ja, ja, ja! Fue comenzar y pam, pam, pam. No hubo ningún bajón, ningún plato que no estuviera al nivel. Comí una parpatana de atún con salsa verde que... ¡buah!, era para flipar".

Quique Dacosta.

/ Natxo Francés (Efe)

Gresca Bar

"Soy muy fan de Gresca Bar. Es un restaurante de cocineros porque cocina muy bien, hace platos 'para gordos' como digo yo, es decir, de esos que quieres lamer hasta la último resto de comida. Los que más he disfrutado allí son su famoso bikini de lomo ibérico y queso comté, que es un 'must'; la ensaladilla, ¡imagínate, algo tan sencillo...! también es un 'must'; el curri verde de cigalas; la torrija, que es un sí o sí...".

El bikini de lomo ibérico y queso comté de Gresca Bar.

/ Ferran Nadeu

Noticias relacionadas

Amelia

"Amelia (Zubieta Kalea, 26, en San Sebastián) es un restaurante al que ir sin ningún tipo de duda. Se come muy bien, es otro que hace 'platos para gordos'. Recuerdo especialmente uno de bogavante con maíz: era una 'velouté' súper delicada que elaboran con las cabezas del bogavante, que ligan con un licuado de maíz en vez de hacerlo crema, nata o mantequilla, y el bogavante desmigado perfectamente cocinado. Además, el chef, Paulo Airaudo, es muy friki de 'Star wars' como yo, y hace un 'petit four' en forma de Darth Vader. El servicio es muy informal, cercano, sin parafernalia pero muy profesional".

'Petit four' de Darth Vader del restaurante Amelia.

/