05 jul 2020

Ir a contenido

NUEVAS MEDIDAS

Barcelona reabre las playas de noche para el deporte individual aficionado

Los chiringuitos podrán extender su espacio para llegar a las 30 mesas por local

Carmen Jané

Ambiente en la playa de la Barceloneta el pasado jueves.

Ambiente en la playa de la Barceloneta el pasado jueves. / EFE / ANDREU DALMAU

Los deportistas aficionados podrán utilizar las playas de Barcelona a partir de este lunes también en horario nocturno de 20 a 23 horas, que hasta ahora estaba reservada a los deportistas federados. La idea del Ayuntamiento de Barcelona, que ha anunciado el concejal de Emergència Climàtica i Transició Ecològica, Eloi Badia, es "esponjar" la franja de mañanas para dar más opciones a los barceloneses.

La idea, ha explicado, es reducir "el efecto visual" de aglomeraciones en las playas de Barceloneta, Bogatell y Nova Icària que se ha producido durante este fin de semana, el primero con playas abiertas al paseo durante el día. Badia también ha pedido que, aunque se pide que se usen las playas más cercanas al domicilio, se opte por otras playas que no sean las más concurridas (las tres anteriores) y que estos días han estado casi vacías, ha explicado.

El horario nocturno, sin embargo, seguirá también sin socorristas, y "para practicar la natación o correr", con las distancias de seguridad y las precauciones habituales de mascarilla. También se abrirá la playa de perros, pero solo para tareas de limpieza y  acondicionarla de cara a la fase 2, que es cuando sea abrirá a los usuarios.

El concejal ha pedido que cuando se abran las playas en la fase 2 se haga "todas a la vez", para evitar "el efecto llamada" y las aglomeraciones para el baño recreativo y tomar el sol, que ahora no está permitido.

Medidas para los chiringuitos

Los bares en chiringuitos podrán abrir a partir de la fase 2, con más espacio para preservar las distancias de seguridad necesarias, ha explicado Badia. Una nueva norma permitirá llegar a las 30 mesas por local, "siempre que se respete el espacio de los accesos y las pasarelas", incluso con parasoles.

Las tasas también cambian, y tal como se ha acordado con el gremio, los negocios podrán acabar la temporada el 30 de septiembre, se les devolverá íntegra la parte proporcional del impuesto que no hayan utilizado y solo se les cobrará el 25% durante el tiempo que tengan abierto. Respecto a las mesas en locales cubiertos, no hay novedades.

En parques y jardines públicos, la novedad es que ya no será ilegal sentarse después de una caminata. 

Cementerios abiertos al público

El Ayuntamiento también ha decidido abrir los cementerios a las visitas particulares más allá de los entierros, hasta en grupos de 10 personas, con la idea de facilitar adioses hasta ahora vetados por las restricciones a los funerales. Badia, sin embargo, ha advertido que aunque no se esperan aglomeraciones, si se producen se restringirá el aforo. 

Y los puntos verdes pasan a abrir también por la tarde. Solo en la primera semana, ha apuntado, más de 34.000 personas han utilizado este servicio.