El Periódico

Cambios en la oferta ferroviaria

Renfe suprime sin publicidad el tren nocturno a Madrid

Con el fin del 'Estrella Costa Brava' desaparece el último de este tipo de convoyes

El AVE ofrece a cambio más plazas baratas a primera y última hora del día

MANUEL VILASERÓ / MADRID

Miércoles, 8 de abril del 2015

Un pasajero se deja fotografiar junto al último Estrella, la noche del lunes.

El último tren Estrella de la red ferroviaria española cumplió su trayecto final la madrugada del martes tras más de 30 años de servicio. Renfe ha enterrado el convoy nocturno Madrid-Barcelona-Costa Brava con discreción y sin publicidad, probablemente para evitar las protestas de los usuarios que hace siete años frenaron un primer intento de supresión. La plataforma catalana Promoció del Transport Públic (PTC), que entonces encabezó las críticas, cree que si Renfe mantiene el aumento en el número de plazas baratas en los primeros y últimos AVE del día los perjuicios de la medida serán poco importantes.

En realidad, el 'Estrella Costa Brava' era un zombi que se mantenía en vida contra la voluntad de la operadora desde que se frustró el mencionado intento de supresión. Luego fue sufriendo sucesivas amputaciones. En diciembre del 2013 experimentó la primera al dejar circular hasta la frontera francesa (Portbou y Cerbère) aprovechando la puesta en marcha de los servicios internacionales AVE-TGV entre Barcelona y Francia. Y más tarde dejó de circular los sábados, por «baja demanda», según informó en su día la operadora.

«Cada vez que se ha ido creando una línea de AVE, se ha eliminado el servicio nocturno porque es mucho más competitivo», recordó este martes un portavoz de Renfe. La línea de alta velocidad que une Barcelona con la capital de España se completó en marzo del 2008, justo antes del primer intento de supresión.

29 SERVICIOS ESTRELLA

La red ferroviaria española llegó a contar con 29 trenes Estrella, 20 de los cuales prestaron el servicio sumultáneamente. Los que no han sido sustituidos por el AVE, lo han sido por los Alvia y Talgo diurnos que al aprovechar los tramos de AVE también consiguen acortar los tiempos de viaje. Solo quedan ya seis trenes nocturnos, pero ya no son Estrella.

Son los denominados trenes hotel, mucho más confortables, tanto en los asientos reclinables como en los compartimentos con literas, además de más rápidos, al poder circular también por las líneas de alta velocidad, que evitan los bamboleos de las líneas convencionales que dificultan conciliar el sueño. Desde Barcelona parte uno hacia Granada, otro a A Coruña y Vigo y un tercero hacia París, procedente de Madrid.

La antigüedad de los vagones es precisamente uno de los argumentos esgrimidos por Renfe para justificar su decisión. «Cada vez había más quejas, no se podía mantener el mínimo de confort exigible. Se tenía que afrontar una renovación a fondo que no tenía mucho sentido teniendo en cuenta que el servicio era deficitario», señala el portavoz de la compañía, que recuerda que la líneas de largo recorrido no pueden ser subvencionadas, deben ser rentables, según la normativa europea. La ocupación no era muy alta, del 54,4%, inferior el 80% del AVE que une las dos capitales, pero superior a la de muchas otras líneas convencionales que se mantienen sin modificaciones. Durante el 2014 transportó exactamente a 89.752 viajeros.

La principal queja de los usuarios es la desaparición de una oferta barata. Viajara en el Estrella Costa Brava costaba unos 40 euros por trayecto, frente a los 80 y pico del AVE si no se adquiere el billete con muchísima anticipación, pero Renfe asegura que ha «ampliado la oferta de plazas promocionales» en los primeros AVE de la mañana y los últimos de la noche para que los antiguos clientes del nocturno puedan llegar a horas parecidas a sus destinos y con un precio similar.

VIAJAR EN AVE POR SOLO 32 EUROS

Una breve búsqueda por intenet parece dar la razón a la compañía. Si bien los billetes del primer tren de la mañana de hoy a Madrid, el de las 6.10 horas, estaban agotados ayer por la tarde y por el billete más barato que podía encontrarse en el siguiente, el de las 6.30 horas, había que abonar 84,35 euros, para mañana ya se encontraban plazas disponibles por 32 y 42 euros en los dos primeros de la mañana. Para el último de la noche, el de las 21.25, sí era factible viajar tanto hoy como mañana por tan solo 32 euros.

El portavoz de Renfe aseguró que el aumento de plazas promocionales no será únicamente una medida temporal para parar las posibles críticas sino que «se mantendrá en el tiempo». Habrá que comprobarlo cuando pasen los meses. Como ocurre con el resto de ofertas promocionales, Renfe no facilita, sin embargo, el porcentaje de las que se ponen a la venta en cada tren.

El exmadridista Álvaro Arbeloa volvió a acordarse de Gerard Piqué