23 oct 2020

Ir a contenido

Donald Trump se pasó cuatro días ingresado en el hospital batallando contra el Covid-19, pero su actitud hacia el virus que ha matado a 211.000 estadounidenses y ha contagiado a 7.5 millones más no ha cambiado. En un vídeo de casi cinco minutos, colgado tres horas antes del debate de vicepresidentes del miércoles entre Mike Pence y Kamala Harris, el presidente de Estados Unidos describió su infección como “una bendición de Dios” y le puso la etiqueta de “cura” a uno de los tratamientos experimentales que recibió en el hospital Walter Reed. Concretamente al cóctel de anticuerpos desarrollado por Regeneron, una terapia que está todavía en fase de ensayos clínicos y no ha sido aprobada por las autoridades de su país. Trump añadió que pretende poner la terapia a disposición de todos los estadounidenses de forma gratuita.

Trump promete distribuir gratis un tratamiento experimental contra el covid (leer noticia)