Odio en internet

Kanye West se queda sin comprar Parler, el Twitter de la extrema derecha

La plataforma, popular entre los seguidores de Trump porque no modera los contenidos de odio, anuncia haber "acordado mutuamente" romper las negociaciones para su venta con el rapero tras sus alabanzas a Hitler

Kanye West se queda sin comprar Parler, el Twitter de la extrema derecha

Timothy A. Clary

2
Se lee en minutos
Carles Planas Bou
Carles Planas Bou

Periodista

Especialista en Redes, algoritmos y la intersección entre política y tecnología.

Escribe desde Barcelona

ver +

Kanye West no será el próximo propietario de Parler. La red social, popular entre los seguidores de Donald Trump porque permite la difusión de contenidos de odio, aseguró ayer que ponía fin al acuerdo de venta que en octubre alcanzó con el rapero estadounidense, poco después que éste celebrase la figura de Adolf Hitler y los nazis en un programa de extrema derecha.

Parlement Technologies, la empresa matriz de Parler, tuiteó que la cancelación se acordó "en interés de ambas partes a mediados de noviembre". Un mes antes, habían accedido a vender la plataforma a West por una cantidad no revelada. Más tarde, la compañía explicó a medios estadounidenses que ese paso atrás se debió a las "recientes y bien publicitadas dificultades comerciales" de Ye, nuevo nombre legal con el que se conoce ahora al músico.

Parler es una plataforma que se describe como un espacio seguro para la libertad de expresión. A la práctica, eso se traduce en unas políticas de moderación de contenido escasas que han toleran la proliferación de grupos supremacistas y neonazis y todo tipo de desinformación. La popularidad de la red social se disparó tras las elecciones presidenciales de Estados Unidos de 2020. Los seguidores de Trump vieron en Parler un espacio donde hacer circular sus bulos sobre fraude electoral e incluso para pedir el asesinato del vicepresidente Mike Pence.

Alabanzas a Hitler

En los últimos meses, los constantes arrebatos antisemíticos de Kanye y su vinculación con personajes supremacistas han llevado a que grandes empresas que cooperaban comercialmente con él, como Adidas o Gap, cancelasen su relación. La radicalización del rapero

Justo este jueves, West aseguró en televisión que ama "muchas cosas de Hitler y de los nazis", poniendo en valor la figura del dictador y denunciando la existencia de una supuesta "mafia judía". El cantante se encontraba en el programa de Alex Jones, el infame presentador de extrema derecha condenado a pagar una multa de casi 1.000 millones de dólares por difundir que el tiroteo de Sandy Hook en el que 20 niños fueron asesinados era una mentira orquestada por el Gobierno, un bulo que le sirvió para perseguir y acosar durante meses a los padres de las víctimas.

Noticias relacionadas

Poco después, Twitter bloqueaba la cuenta de West después que este publicase una imagen con la estrella de David, símbolo identitario del judaísmo, con una esvástica dentro. Elon Musk, que anteriormente había alabado al rapero, decidió entonces aplicarle una suspensión. "He hecho lo mejor que he podido. A pesar de eso, ha vuelto a violar nuestra regla contra la incitación a la violencia", tuiteó el hombre más rico del planeta.

Parler se encuentra en horas bajas. Tras la insurrección del 6 de enero de 2021 en el Capitolio de EEUU, la aplicación fue expulsada de las tiendas virtuales de Apple y Android, certificando su desconexión. Tras añadir algunas mejoras en la moderación de contenido, Parler volvió este año a estar disponible, pero ya no cuenta con tanto apoyo entre los usuarios. Ante la cancelación de su acuerdo con Kanye West, la empresa ha asegurado que "seguirá buscando futuras oportunidades de crecimiento y la evolución de la plataforma para nuestra vibrante comunidad".