01 oct 2020

Ir a contenido

INYECCIÓN ECONÓMICA A UN SECTOR CLAVE

El Gobierno destinará 1.056 millones en ayudas directas para 'rescatar' la ciencia

"La investigación es la herramienta con la que se construye el futuro", subraya el presidente del Gobierno en la presentación del plan de choque para la ciencia y la innovación

Olga Pereda

 El presidente  del Gobierno Pedro Sanchez  durante la presentación del Plan para reforzar el sistema de Ciencia Tecnología  e Innovación esta mañana en el Palacio de la Moncloa.

 El presidente  del Gobierno Pedro Sanchez  durante la presentación del Plan para reforzar el sistema de Ciencia Tecnología  e Innovación esta mañana en el Palacio de la Moncloa. / DAVID CASTRO

La ciencia es "el arma fundamental de una sociedad que lucha contra la adversidad, la herramienta con la que se construye el futuro". Rodeado de un nutrido grupo de investigadores y representantes de empresas de innovación, Pedro Sánchez acaba de presentar en la Moncloa el anunciado plan de choque para la ciencia y la innovación, un dossier que no solo contiene buenos propósitos sino lo que más hace falta: dinero. El Gobierno destinará 1.056 millones de euros en ayudas directas (396 millones en lo que queda de año y el resto, en 2021) y otros 508 en forma de préstamos con condiciones ventajosas a empresas del sector. La pandemia ha demostrado a toda la sociedad -en palabras de Sánchez- que la ciencia importa, que sin ciencia no hay futuro, lema que escogió la comunidad investigadora hace semanas para una manifestación virtual en la que protestaron por la falta de recursos económicos. Fue toda una llamada de socorro en mitad de la pandemia. 

"Vendrán otros retos sanitarios", ha pronosticado el presidente del Gobierno tras mencionar el coronavirus, así que España "no puede seguir dándole la espalda a la ciencia" -como hizo en la anterior crisis económica- si quiere seguir garantizando la salud de las personas.

El plan de choque incluye un impulso económico al instituto de salud Carlos III -referente en el sector- y una reforma de la ley de la investigación bio-sanitaria. No será la única norma en cambiar. También lo hará la ley de la ciencia para dar estabilidad a la carrera profesional de los investigadores. El objetivo es que que estos no tengan que huir de las fronteras españolas y encuentren posibilidad de trabajo estable. El tercer pilar del plan -el refuerzo del tejido productivo- mira directamente a las empresas que se dedican a la investigación, el desarrollo y la innovación (I+D+I). Recordando que ahora mismo en los laboratorios españoles hay 12 proyectos para hallar una vacuna que combata definitivamente al coronavirus, Sánchez ha terminado el acto esperando que el plan sea respaldado por todas las fuerzas políticas.

Ciencia sin ideología política

El discurso del jefe del Ejecutivo ha estado precedido de un turno de palabra para los científicos, los jóvenes investigadores y el mundo empresarial. Helena Herrero, presidenta de HP para España y Portugal y miembro de la fundación Innovación España, ha destacado que la innovación y la ciencia no entienden ni de ideologías ni de política y que cada euro que se invierte en el sector es una fuente de ingresos. Nerea Luis, joven investigadora de la universidad Carlos III de Madrid y divulgadora especializada en la inteligencia artificial, ha expresado su deseo de que España se convierta en un país de ciencia y no solo de turismo.

Ayer, el ministro de Ciencia e Innovación, Pedro Duque, avanzó en una entrevista en Antena 3 las líneas generales del plan. Además, explicó que de todos los proyectos de vacuna contra el coronavirus que hay ahora mismo en España, 5 tienen ya el prototipo y están empezando los ensayos. Uno de ellos ya se ha realizado en animales y de momento "está funcionando". Por otro lado, ha indicado que desde el Gobierno ya se están preparando para la fabricación de una posible vacuna: "A final de año, si todo va bien, podemos tener dosis de esa vacuna para iniciar ensayos clínicos en humanos, estamos muy esperanzados, no hay que dejar ninguna opción por probar".

Asimismo, estará en el mercado en cuestión de "pocas semanas" el test de anticuerpos desarrollado por el CSIC que detecta la inmunidad contra la covid-19 con una fiabilidad de más del 98%. "Es un test de amplia fiabilidad, estamos muy contentos de que estos resultados se hayan dado", celebró Duque, que además avanzó que serán "económicamente viables".

Con respecto a los tratamientos contra la enfermedad que causa el SARS-CoV-2, Duque recordó que actualmente solo en España hay unos 100 ensayos clínicos en diversas fases. "Hay esperanza de que varios de estos ensayos nos den la pista de un tratamiento mucho mejor todavía (que el remdesivir); hasta ahora solo tenemos estos tratamientos que mejoran los síntomas, pero el tratamiento bueno está por venir", auguró.

En este sentido, el ministro apuntó que aunque el remdesivir ha demostrado una "efectividad buena", tampoco es la "panacea", por lo que aseguró que no hay por qué preocuparse si Estados Unidos ha comprado casi todo el stock de este medicamento. "Dentro de dos meses habrá otra perspectiva, tendremos otra información y probablemente haya otros medicamentos en el mercado a los cuales acudiremos", advirtió.

Sin reproches a las CC.AA

Preguntado sobre los nuevos brotes que están teniendo lugar en distintos puntos de España, Duque señaló que "esto era de esperar", pues la denominada 'nueva normalidad' es tener "un nivel suficientemente bajo de nuevos casos como para que se pueda controlar". "Estamos en una situación estable", añadió.

También habló sobre las críticas de determinadas comunidades autónomas hacia el Gobierno cuando éste ostentó el mando único. "En esta época, ha habido gente muy tensa que ha estado haciendo declaraciones de las que seguramente se ha arrepentido, todos hemos trabajado lo mejor que hemos podido, (el Gobierno) siempre ha actuado de forma diligente con los datos que estaban disponibles y ahora se estará haciendo lo mismo por parte de las autoridades sanitarias de, por ejemplo, Galicia o Catalunya".

El ministro aseguró que no criticará a aquellas comunidades que se quejaron en su día de la gestión del Gobierno y ha evitado entrar en polémicas: "El Gobierno central siempre estará a su lado en caso de que necesiten apoyo o más información o medios, y aquí estamos todos trabajando en contra del virus, en absoluto tenemos que andar reprochando los unos a los otros".