Inmunización

La leche materna de las madres vacunadas con Pfizer podría proteger del covid-19 a sus bebés

Dos estudios de Sant Joan de Déu y de la Universidad de Washington demuestran que la leche de estas lactantes tiene anticuerpos que luego recubren la boca y garganta de los niños

Imagen de archivo de una madre dando el pecho a su hijo.

Imagen de archivo de una madre dando el pecho a su hijo. / Ferran Nadeu

Se lee en minutos

El Periódico

Dos estudios, uno del Parc Sanitari Sant Joan de Déu (Barcelona) y otro de la Universidad de Washington en St. Louis (EEUU), defienden que la leche materna de madres que han sido vacunadas contra el covid-19 protege del virus también a sus bebés. No obstante, ambos están limitados por la pequeña cantidad de participantes.

El estudio 'LacCOVID' del Hospital de Sant Boi del Parc Sanitari Sant Joan de Déu ha demostrado la existencia de anticuerpos específicos contra el SARS-CoV-2 en leche y en sangre de mujeres lactantes que han sido vacunadas con Pfizer-BioNTech. El trabajo comenzó en febrero de la mano de Erika Esteve, una profesional de Sant Joan de Déu y madre lactante de un bebé que quería vacunarse. En ese momento, constató el vacío de información sobre la vacunación en este grupo de población: esto fue lo que terminó impulsando la investigación.

En el estudio, llamado 'LacCOVID', han participado un total de 32 profesionales de las que se ha analizado la leche materna en tres momentos diferentes del proceso de vacunación a través de los que se ha confirmado el incremento de los anticuerpos.

Los resultados del estudio "alientan a todas las mujeres lactantes que estén dando el pecho a vacunarse con las vacunas basadas en ARNm sin interrumpir la lactancia", apuntan los coordinadores del trabajo, Erika Esteve y Vicens Díaz de Brito. De momento, se han publicado ya los resultados de 18 de las 32 participantes en el estudio, que continúa ahora hasta completar el seguimiento de todas las participantes.

El estudio de EEUU

Además, una nueva investigación de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington en St. Louis (EEUU) ha puesto de manifiesto que las madres lactantes que reciben la vacuna de Pfizer contra el covid-19 pueden transmitir anticuerpos protectores a sus bebés a través de la leche materna durante, al menos, 80 días después de la vacunación.

"Nuestro estudio mostró un gran aumento de los anticuerpos contra el virus en la leche materna a las dos semanas después de la primera inyección, y esta respuesta se mantuvo durante el curso de nuestro estudio, que duró casi tres meses. Los niveles de anticuerpos aún eran altos al final del estudio, por lo que es probable que la protección se extienda aún más", han detallado los expertos.

Basado en el pequeño estudio, que involucró a cinco madres que proporcionaron muestras de leche materna congelada después de recibir la vacuna contra el coronavirus Pfizer-BioNTech de dos dosis, la investigación proporciona algunas de las primeras pruebas revisadas por pares de que la lactancia materna confiere una respuesta inmune duradera en la lactancia.

"Sabemos que este tipo de anticuerpos recubren la boca y la garganta de los bebés y protegen contra las enfermedades cuando un bebé toma leche materna. Por lo tanto, vacunarse durante la lactancia no solo protege a la madre, sino que también podría proteger al bebé durante meses", han aseverado los expertos, cuyo trabajo ha sido publicado en el 'American Journal of Obstetrics and Gynecology'.

Anticuerpos

Si bien otra investigación reciente ha demostrado que las vacunas covid-19 generan anticuerpos que se transmiten a los lactantes a través de la leche materna, se cree que este es el primer estudio que rastrea niveles específicos de estos anticuerpos en la leche materna durante un período de tiempo prolongado.

Los bebés de las mujeres incluidas en el estudio tenían edades comprendidas entre un mes y 24 meses. Para medir la respuesta inmune en la leche materna, los investigadores monitorearon los niveles de las inmunoglobulinas IgA e IgG, que son anticuerpos desplegados por el sistema inmunológico para combatir las infecciones en los bebés.

Noticias relacionadas

Los hallazgos confirman que la leche materna contiene niveles elevados de anticuerpos IgA e IgG inmediatamente después de la primera dosis de vacunación, y que ambos anticuerpos alcanzan niveles inmuno-significativos dentro de los 14 a 20 días posteriores a la primera vacunación en todos los participantes.

"Nuestro estudio está limitado por una pequeña cantidad de participantes, pero los hallazgos brindan noticias alentadoras sobre el beneficio inmunológico potencial para los bebés que amamantan después de la vacunación. Nuestro artículo es el primero que ha demostrado que los anticuerpos covid-19 persisten en la leche materna durante meses después de la vacunación de la madre", han detallado los expertos.