Tras las fianzas del Tribunal de Cuentas

La 'consellera' de Acció Exterior blinda las 'embajadas' catalanas y seguirá con la internacionalización

  • Alsina defiende que el trabajo de los delegados de la Generalitat en el extranjero es "legítimo" y que se ajusta a la legalidad

Victòria Alsina

Victòria Alsina / ACN

2
Se lee en minutos
Júlia Regué
Júlia Regué

Periodista

Especialista en información del Parlament de Catalunya, siguiendo la actualidad política catalana

Escribe desde Barcelona

ver +

La 'consellera' de Acció Exterior i Govern Obert, Victòria Alsina, ha defendido este miércoles desde el Parlament la "legitimidad" del Diplocat y las 'embajadas' catalanas tras la petición de fianzas millonarias a exaltos cargos de la Generalitat a cargo del Tribunal de Cuentas. La titular de la política en el extranjero ha recordado que el Estatuto de Autonomía "reconoce" esta potestad y ha dicho que, pese a que el Tribunal Constitucional (TC) "ha impugnado ciertas palabras por no ser precisas [con la sentencia del 2010], no ha invalidado la acción exterior de la Generalitat, que está regulada". "La represión nunca será un límite. El trabajo de los delegados es legítimo y también legal", ha remachado.

Durante su comparecencia en comisión parlamentaria, Alsina ha defendido su compromiso con el despliegue de la internacionalización "sólida y firme", recordando que ella fue delegada de la Generalitat en Estados Unidos. "El objetivo es liderar la proyección internacional de Catalunya [...] La acción exterior se seguirá haciendo de forma sólida y firme por el beneficio de todos ustedes, de los ciudadanos y de las entidades", ha sentenciado, subrayando que esta "forma parte de la estricta normalidad democrática de un país" y criticando las "agresiones" que ha recibido la Conselleria que ahora dirige en los últimos años del convulso 'procés'.

A su juicio, este despliegue internacional permite la atracción de empresas e inversiones y exponer la postura del Ejecutivo catalán al mundo "como Govern legítimo para explicar sin distorsiones lo que pasa en Catalunya".

La guía del Consejo de Europa

Noticias relacionadas

Por otro lado, Alsina ha querido destacar que el informe del Consejo de Europa exige la excarcelación de los ya indultados por el 1-O, la retirada de las euroórdenes y la modificación de los delitos de rebelión y sedición en el Código Penal, algo que, a su juicio, "marca un antes y un después": "Hace recomendaciones que son una amnistía de facto", ha aseverado, y ha reclamado al Gobierno que "deje de judicializar de forma desproporcionada demandas que se tenían que canalizar políticamente". "El Tribunal de Estraburgo, que forma parte del Consejo de Europa, evidentemente tendrá en cuenta estas recomendaciones y las instituciones europeas lo escucharán", ha sentenciado sobre los recursos de los indultados ante el Tribunal Europeo de los Derechos Humanos.

Delegados sin delegación

Por otro lado, Alsina ha subrayado que el gobierno abierto, la transparencia, la participación y la cooperación son fundamentales para su Conselleria y ha avanzado que estudiará proyectos como el voto exterior electrónico y la posibilidad de que haya "delegados sin delegación", una forma de ahorrar recursos que, según ha explicado, se lleva a cabo en Francia con 17 personas que ejercen con este criterio y que no ha agradado ni al PSC ni a Ciutadans.