Ir a contenido

Sánchez deplora la "confusión" del Gobierno en Catalunya

El líder del PSOE critica los contradictorios mensajes del Ejecutivo sobre el uso de fondos públicos el 1-0

El domingo trasladará a los socialdemócratas alemanes que la lucha contra el independentismo es "europea"

Juan Ruiz Sierra

Pedro Sánchez, el pasado 24 de abril en la sede del PSOE. 

Pedro Sánchez, el pasado 24 de abril en la sede del PSOE.  / DAVID CASTRO

Pedro Sánchez ha deplorado este viernes la “confusión” del Gobierno en Catalunya, que según el líder socialista tiene un claro ejemplo en los contradictorios mensajes del Gobierno sobre el uso de fondos públicos en el referéndum independentista del pasado 1 de octubre.

“Yo no sé con qué dinero se pagaron esas urnas de los chinos, ni la manutención de Puigdemont. Pero sé que no con dinero público”, dijo el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, en ‘El Mundo’ el pasado lunes. La afirmación, que va en contra de las investigaciones de la Guardia Civil y ha provocado que el juez Pablo Llarena le haya pedido al ministro que justifique esta tesis, fue desinflada el miércoles desde el propio departamento de Hacienda, que señaló que el Govern tenía dinero fuera del control de Montoro para el 1-0.

“En el Gobierno primero dicen que no se van a usar recursos públicos en el referéndum, después denuncian ese uso en el Tribunal de Cuentas, luego lo niegan… Le pido sentido común. Todo esto no ayuda a trasladar confianza y certeza”, ha dicho Sánchez en la sede del PSOE. “No tienen una hoja de ruta clara. Son ellos mismos quienes se van metiendo en problemas”, ha añadido el líder socialista, que lleva semanas criticando al Gobierno por su actitud en Catalunya, en especial por su incapacidad para abordar “soluciones políticas” a la crisis territorial.

Visita al SPD

Sánchez trasladará el próximo domingo su visión sobre la situación en Catalunya a los socialdemócratas alemanes. El líder socialista participará en el congreso del SPD, después de que los jueces de ese país señalaran, en una decisión que todavía puede ser revertida, que no cabía entregar a Carles Puigdemont a España por el delito de rebelión debido a que no había habido violencia en el ‘procés’. La ministra de Justicia, la socialista Katarina Barley, señaló que la iniciativa de los magistrados había sido “absolutamente correcta”, unas palabras que matizó poco después.  

“Voy a trasladar que estamos defendiendo en Catalunya los valores constitucionales y europeos. Esta es una causa europea. Nuestro europeísmo es incluyente, integrador, solidario, reconoce la fuerza y la legitimidad del Estado de Derecho. La izquierda no puede reconocerse en muchas de las causas del independentismo: aislacionismo, insolidaridad y no respeto al Estado de Derecho”, ha dicho Sánchez.  

0 Comentarios
cargando