POR UN PRESUNTO DELITO DE INJURIAS A LA CORONA

Los investigados por quemar fotos del Rey en la Diada plantan al juez de la Audiencia Nacional

Los convocados, entre ellos el portavoz de SOM Gramenet en el Ayuntamiento de Santa Coloma, ya anunciaron que no acudirían al juzgado

Manifestación de la CUP el día de la Diada. / ATLAS

Se lee en minutos

Los cinco acusado de quemar fotografías del Rey en la manifestación anticapitalista de la pasada Diada Diada han dado plantón este miércoles al juez de la Audiencia Nacional Fernando Andreu, quien los había citado a declarar como investigados a través de videoconferencia. Los encausados, que ya anunciaron el pasado viernes que no acudirían a los juzgados, están imputados por un presunto delito de injurias a la Corona.

Entre los investigados se encuentra Aitor Blanc, portavoz de SOM Gramenet en el Ayuntamiento de Santa Coloma de Gramenet, candidatura en la que participa Podemos. El resto de citados son Jordi AlmiñanaNora Miralles, Ivan Altimira y Roger Santacana.

Miralles formó parte de la candidatura de la CUP en Barcelona, como suplente, en las elecciones autonómicas del 2015, mientras que Altimira es asesor del grupo municipal de los 'cupaires' en el ayuntamiento de la capital catalana. Santacana también está vinculado al partido anticapitalista y figuraba en las listas de Manresa.

UNA "HUMILDE DECISIÓN"

El pasado viernes, Altimira subrayó que ninguno de los cinco investigados comparecerán en los juzgados, ya que habían tomado "la humilde decisión de desobedecer". Lo dijo en una rueda de prensa en la plaza del Rei de Barcelona ante una pancarta que rezaba 'Ni Rey ni miedo. Desobedecemos' y en la que se podía ver una foto en llamas de Felipe VI.

Noticias relacionadas

Tanto Altimira como Miralles defendieron en este acto que no han cometido un delito por haber quemado una foto o páginas de la Constitución. Asimismo, recalcaron que no quieren "pedir perdón por no reconocer unas instituciones cuya actitud es fascista".

La fiscalía abrió diligencias tras los sucesos en la concentración anticapitalista de la Diada --organizada por la CUP y otras entidades como Alerta, Arran y Endavant-- que recorrió el pasado Onze de Setembre las calles de Barcelona, y pidió imputar a los citados por presuntas injurias a la Corona. Las imágenes del Rey quemadas estaban impresas en hojas de papel que, en el reverso, contenían una página de la Constitución.