18 sep 2020

Ir a contenido

el debate soberanista

La oposición carga contra Forcadell a cuenta de la junta de portavoces

Ciutadans, PSC, Sí que es Pot y el PPC insisten en que la reunión "no tiene validez"

RAFA JULVE / ROGER PASCUAL / BARCELONA

Ciutadans, el PSC y el PPC han cargado este martes contra la presidenta del ParlamentCarme Forcadell, por haber convocado una junta de portavoces sin que los populares estuvieran constituidos como grupo y seguir adelante con el pleno de la ruptura. Los tres partidos, así como Catalunya Sí que es Pot, han insistido en que esa reunión se salta el reglamento de la Cámara y no tiene "ninguna validez". El portavoz de la fuerza naranja, Carlos Carrizosa, ha acusado a la dirigente de Junts pel Sí de "atentar contra la democracia y poner en peligro las instituciones" con su decisión, mientras que el conservador Xavier García Albiol ha avisado con contundencia: "No consentiremos que nos tomen el pelo". 

Carrizosa ha reprochado que los soberanistas están "actuando desde la inconsciencia" y ha elevado su crítica a un ataque directo hacia Junts pel Sí. "Este grupo, que es el de Artur Mas, se ha quedado solo porque los catalanes no lo apoyaron mayoritariamente en las elecciones, porque le están abandonando sus propios correligionarios, porque se discute incluso por los propios 'consellers'. ¿Por qué estas urgencia si no es porque se están defendiendo los intereses de los Pujol y de Mas,envueltos con problemas con la justicia. Mas ya dijo que en una Catalunya independiente no se tendría que someter a los tribunales españoles", ha espetado.

ALBIOL INSISTE: NO HAY PRECEDENTES

En la misma línea de contundencia, Albiol ha aprovechado para insistir en que Forcadel "miente" cuando asegura que hay precedentes de juntas de portavoces sin todos los grupos constituidos y ha recordado que su partido, el PSC y Ciutadans presentarán recursos de amparo ante el Tribunal Constitucional.

El primer recurso versará sobre la reunión de portavoces de este martes y denunciará que "se vulneran los derechos" de los diputados populares al no estar constituidos como grupo. En este caso será un texto conjunto entre las tres fuerzas. El  segundo recurso se presentará por separado pero de forma simultánea: Albiol, Miquel Iceta (PSC) e Inés Arrimadas (Ciutadans) registrarán un texto diferente pero al mismo tiempo, hacia las 12.15 horas de mañana, para mostrar unidad.

Albiol también ha anunciado que si no hay ningún veto por parte del TC a que se celebre el pleno, su partido presentará una enmienda a la propuesta de resolución de Junts pel Sí y la CUP para "garantizar que la voz de los catalanes que se sienten españoles esté representada".

En cuanto a Iceta, ha manifestado que su partido "siempre ha dicho que la política catalana no puede dividirse en frentes". No obstante, ha añadido que en esta ocasión han actuado con otros partidos "en defensa de que las instituciones se mantengan en el marco de la ley. Además del recurso por la reunión por la junta de portavoces sin el PPC, también el que ya habían anunciado para evitar que se debata en el pleno. Pese a que siguen defendiendo que ni se debaría debatir, el líder del PSC ha confirmado que, si se produce el pleno de la propuesta independentista, participarán en la votación.

"MAYORÍA ABSOLUTISTA"

El portavoz de Catalunya Sí que es Pot, Joan Coscubiela, ha acusado a Junts pel Sí de hacer uso de su "mayoría absolutista" en la Mesa y ha comparado esta actitud con la que el PP ha mantenido en el Congreso en la presente legislatura. "La presidenta del Parlament se ha puesto al servicio del Govern y ha aplicado la consigna del sí o sí, caiga quien caiga, que le sugería el 'conseller' [Francesc] Homs", ha afirmado Coscubiela, quien también ha considerado "falsos" los precedentes que ha esgrimido Junts pel Sí de anteriores reuniones de la junta de portavoces sin todos los grupos registrados.

Según ha explicado Coscubiela, Forcadell ha mantenido una actitud "beligerante" en la reunión de la junta de portavoces y en ella la portavoz de Junts pel Sí, Marta Rovira (ERC), ha advertido de que su grupo podría recurrir al Tribunal Constitucional (TC) si la Mesa atendía las reclamaciones de la oposición y frenaba la tramitación de la declaración independentista. "Resulta cómico que un grupo amenace con pedir amparo al TC después de haber presentado un escrito diciendo que no reconoce la legitimidad de ese tribunal. Ni ellos se creen el contenido de su resolución", ha censurado.