LA ESTELA DEL AÑORADO JOAN BAPTISTA HUMET

Gemma Humet, una cálida voz con D.O.

La cantante actúa en el Foyer del Liceu invitada por el festival Músiques Sensibles

Gemma Humet interpreta en acústico el tema ’El noi de les places buides’. / MÒNICA TUDELA

2
Se lee en minutos
NÚRIA MARTORELL/ BARCELONA

Gemma Humet es una de las nuevas y estimulantes voces del panorama catalán. Un diamante que guitarristas de la talla de Toti Soler y Toni Xuclà ya han hecho brillar. Pero su primer y último aliado es Pau Figueres, con el que compartió clases en el ESMUC (se conocieron en la cola de acceso). Él le producirá su disco de debut y le acompañará este viernes en el Foyer del Liceu, invitados por Músiques Sensibles.

La sobrina del añorado Joan Baptista Humet ha irrumpido con discreción y sobrada de talento. Hace solo un año se atrevió a componer las piezas del álbum que publicará en primavera (y del que adelanta una pieza para EL PERIÓDICO). "Estoy contenta de que Pau me produzca. Sabe lo que quiero; lo que me gusta. Y es capaz de dar forma a lo que le pido e imagino", dice la cantante y pianista.

En sus recitales versiona desde Serrat hasta Caetano Veloso. Describe su estilo como "canción de autor mediterránea". Y adelanta que la gran mayoría de temas serán suyos. "Y como en los conciertos, las piezas de otros tendrán arreglos con una personalidad muy marcada".

En primera persona

Sus letras abarcarán emociones actuales. Y también del pasado. "Todas hablan de mí aunque sean vivencias comunes. La idea es que cada uno le de la lectura que quiera. Son canciones que reflejan quién es Gemma Humet". ¿Y quién es Gemma Humet? "Buf, vaya pregunta. La misma que cuando era niña. Siempre he sabido que por encima de todo quería cantar; hacer música".

Noticias relacionadas

La intérprete y coautora de himnos como 'Aquesta Pau és meva', el poema de Espriu que musicó con  Toni Xuclà y les granjeó el Premi Miquel Martí i Pol, ya ha empezado a grabar. Y explica que entre las versiones que incorporará estarán 'Quan eran infants', de Delfí Abella, y 'Si te me'n vas',' la doliente pieza de su tío, con estrofas de este calibre: "Si te me'n vas,/ la solitud/ em posarà/ les dues crosses/ al seu gust/ i tu ja saps/ que així no puc". "No quiero que nadie piense que pretendo aprovecharme de la popularidad de Joan Baptista Humet, pero es evidente que tiene un cancionero precioso que me apetece reivindicar". ¿Y por qué esta pieza? "Mi padre me dijo que la escuchara, que quedaría muy bien cantada por mí y… me enamoré".

Impulsada y dirigida también por su padre, Agustí Humet, la cantante ha iniciado la representación de 'Cançons d'amor i de guerres', "una obra músico-teatral en homenaje a las víctimas de guerras y genocidios de la guerra civil y segunda guerra mundial". El 12 de febrero la representarán en el Kursaal de Manresa. Pero antes tiene esta inminente cita en el Liceu, que vive como "el cierre de una etapa". "Soy muy tímida. Y qué vergüenza cuando manifestándome en la plaza Catalunya vi mi cara en una de las banderolas".