La gestión de la pandemia

La UE pide a Biden que exporte vacunas antes de pensar en liberar las patentes

  • Los Veintisiete responden a Washington que la suspensión temporal de los derechos de propiedad intelectual "no es una solución mágica" a corto plazo

  • "La urgencia ahora es acelerar la producción de vacunas y garantizar que se distribuyen de forma equitativa", avisa la presidenta de la Comisión Europea

La presidenta de la CE, Ursula von der Leyen, y otros dirigentes europeos, reunidos en Oporto

La presidenta de la CE, Ursula von der Leyen, y otros dirigentes europeos, reunidos en Oporto / Violeta Santos Moura (AFP)

Se lee en minutos

La propuesta del presidente de Estados Unidos, Joe Biden, de apoyar la suspensión temporal de las patentes de las vacunas contra el covid-19 ha recibido este sábado un jarro de agua fría de la Unión Europea. Aunque los jefes de Estado y de Gobierno de la UE están dispuestos a discutir todas las iniciativas que hagan posible un aumento de la producción de antídotos consideran que, a corto plazo, la solución pasa por que los países y regiones que producen a gran escala -como Estados Unidos- copien a Europa y exporten vacunas.

"Estamos dispuestos a apoyar todo lo que lleve a un aumento de la producción mundial, pero a corto plazo no es una solución mágica", ha respondido el presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, durante la cumbre de Oporto sobre la iniciativa lanzada en octubre pasado por la India y Sudáfrica, en el marco de la Organización Mundial del Comercio, y que revivió el pasado miércoles cuando el presidente estadounidense anunció públicamente que apoya la idea.

"Es muy importante estar abiertos a esta discusión pero hay que tener en cuenta que es una cuestión a largo plazo. Ni a corto ni a medio plazo. La urgencia ahora es acelerar la producción de vacunas y garantizar que se distribuyen de forma equitativa", ha insistido la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, que ha vuelto a invitar a la Casa Blanca -y a otras regiones o países productores- a seguir el ejemplo de la UE y exportar vacunas.

"La UE es la farmacia del mundo: 400 millones de dosis producidas y el 50%, unos 200 millones, exportadas a 90 países distintos así que invitamos a otros a hacer lo mismo" porque "es la mejor manera, a corto plazo, de hacer frente a los cuellos de botella y la falta de vacunas a nivel mundial", ha insistido la alemana. Según las últimas cifras disponibles, hasta el 3 de mayo, la UE había exportado 178 millones de vacunas producidas en el territorio europeo en contraste con la estrategia del 'America first' de Estados Unidos, el grueso de ellas a Japón (72 millones), Reino Unido (18,5 millones), Canadá (18,4), México (9,7 millones) y Arabia Saudí (7,2 millones).

Llamamientos de Draghi y Macron

Ni Michel ni von der Leyen han mencionado explícitamente a Washington o Londres en sus reproches aunque otros dirigentes europeos no han tenido tantos miramientos. "Antes de llegar a liberar las patentes hay que quitar el bloqueo a las exportaciones que Estados Unidos y Reino continúan manteniendo", ha dicho el primer ministro italiano, Mario Draghi. "Emplazo muy claramente a Estados Unidos a poner fin a las prohibiciones a las exportaciones de vacunas y componentes porque impiden la producción (en otras regiones)", ha urgido el presidente francés, Emmanuel Macron, que ha explicado que hay laboratorios en Europa, como es el caso del alemán Curevac, que dicen tener problemas de producción debido a que los ingredientes necesarios para fabricar los antídotos están bloqueados.

Noticias relacionadas

Aunque son muchos los países que se han mostrado dispuestos a discutir la propuesta de Biden, entre ellos España, otros estados miembros como Alemania, sede de la firma BioNTech en cuyas manos está la patente de la vacuna de ARN mensajero Comminarty, se oponen rotundamente a la suspensión de los derechos de propiedad intelectual de las patentes. "He vuelto a dejar claro que no creo que la liberación de patentes sea la solución para hacer llegar más vacunas a más personas. Creo que necesitamos la creatividad y el poder de innovación de las empresas y eso incluye protección de patentes", ha explicado Angela Merkel, que ha participado en la cumbre por videoconferencia. Merkel teme que una liberación de los derechos sin control de calidad podría tener "más riesgos que oportunidades" y frenar la innovación que podría ser necesaria para realizar reajustes frente a variantes y mutaciones del virus.

Mes decisivo para el certificado verde digital

La reunión informal de jefes de Estado y de Gobierno de la UE, convocada inicialmente para hablar de temas sociales y dar un impulso a estas políticas, también ha servido para hacer balance de las negociaciones del certificado verde digital que negocian los Veintisiete con el objetivo de facilitar los viajes este verano. Según ha explicado Von der Leyen, el trabajo técnico y jurídico avanza por buen camino para que el sistema pueda estar operativo en junio. El objetivo es que Consejo y Parlamento Europeo, que mantienen importantes discrepancias sobre el carácter gratuito o no de los test PCR vinculados al certificado, lleguen a un acuerdo político a finales de mes que puedan presentar los líderes europeos en el próximo Consejo Europeo del 25 de mayo.

Durante la rueda de prensa final, la presidenta de la Comisión Europea también ha confirmado la firma del nuevo contrato con Pfizer/BioNTech para el suministro de 1.800 millones de dosis de vacunas en 2022 y 2023. "Antes o después los niños y adolescentes tendrán que ser vacunados y nos tenemos que preparar", ha explicado Von der Leyen, antes que también ha mencionado la necesidad de prepararse a la aparición de potenciales variantes.