Cuatro imágenes icónicas de la crisis de los refugiados

Desde que estallara la guerra en Siria hace poco más de cinco años, los flujos migratorios hacia Europa se han disparado dejando imágenes tan trágicas como estas

La imagen de un bebé jugando en un improvisado parque hecho con una caja de cartón en el barrizal de Idomeni se hizo viral en Marzo.  / ROBER ASTORGANO

La imagen de un bebé jugando en un improvisado parque hecho con una caja de cartón en el barrizal de Idomeni se hizo viral en Marzo. 
El cuerpo de Aylan Kurdi, un bebé de 3 años, apareció en las costas turcas en septiembre del 2015 y se convirtió en la imagen de la crisis de los refugiados. 
Un refugiado sirio de Deir Ezzor con su hija en brazos lloraba de emoción tras llegar en Agosto del 2015 con vida a la isla de Kos en Grecia después de una dura travesía a bordo de una barca hinchable. 
La imagen que ganó el World Press Photo 2015 muestra a un hombre tratando de pasar un bebé por la valla entre Serbia y Hungría. 

/

1
Se lee en minutos

El cuerpo de un niño de tres años ahogado en las costas turcas, un bebé jugando en un parque hecho con una caja de cartón en medio de un barrizal, un padre al borde de las lágrimas al pisar tierra firme tras jugarse su vida, y la de sus hijos, y otro arriesgándolo todo pasando a su bebé por debajo de una alambrada en la frontera entre Serbia y Hungría. Estos cuatro momentos se convirtieron en las imágenes de una crisis migratoria que ha costado hasta día de hoy miles de vidas y que no deja de proporcionar imágenes cada vez más crudas. 

LAS IMÁGENES

Una caja de cartón, un peluche y un biberón. Ese era el único parque que había conocido el niño sirio que a duras penas superaba el año de edad y cuya imagen, captada por un fotógrafo barcelonés, se hizo viral en el mes de marzo. La mirada penetrante e intensa de este bebé contrasta con la imagen del cuerpecito de Aylan Kurdi, de tres años de edad, que yació en la costa turca tras naufragar la lancha en la que pretendía llegar a Europa junto a su familia hasta que fue recogido por un operario y que se viralizó en septiembre. 

Noticias relacionadas

La travesía de Aylan no terminó como la del padre sirio, protagonista de otra de las imágenes, que aparece llorando con su hija en brazos tras conseguir alcanzar la costa de la isla griega de Kos, pero comparte muchos momentos. El miedo, la inseguridad y el peligro brotaban de los ojos de este padre tras, por fin, pisar tierra firme. Y como este, desesperado, la cara de preocupación del otro que aparece en la imagen ganadora del World Press Photo del 2015 que trataba de hacer llegar a su bebé a Hungría por debajo de la valla con concertinas que se erige por frontera. 

Todas son imágenes de la tragedia y el dolor de una crisis cada vez más común para los europeos y que cada vez causa menos polémicas entre los ciudadanos.