Sorpresa en Nueva York

Una ballena se asoma a las aguas de la estatua de la Libertad

  • El animal se benefició del poco tráfico marítimo en la zona por las restricciones del covid
  • La zona es de paso habitual de cetáceos pero no suelen acercarse tanto a la ciudad
Una ballena jorobada nada junto a la Estatua de la Libertad de Nueva York

Una ballena jorobada nada junto a la Estatua de la Libertad de Nueva York / REUTERS Bjoern Kils

Se lee en minutos

Reuters

Una ballena jorobada dio este martes su mejor primer plano al salir a la superficie junto a la Estatua de la Libertad, el One World Trade Center y otros lugares emblemáticos frente al puerto de Nueva York.

La ballena acaba de volar a unos 300 metros de mi proa!" Bjoern Kils, de 41 años, exclamó mientras tomaba fotografías del animal, de unos 12 metros de longitud, informa Reuters.

La Guardia Costera de EEUU confirmó los informes del avistamiento, pero dijo que solo se involucraría si la ballena se ponía en peligro. "Somos conscientes, pero es bastante normal que tengamos ballenas", dijo a Reuters el suboficial Anthony Pappaly.

En los últimos años, se han detectado más de una docena de ballenas jorobadas en aguas de Nueva York, según datos estatales, y algunas están tan cerca de la costa como 500 metros de la playa en Rockaway, en Queens.

Kils, cuyo New York Media Boat transporta equipos de noticias y fotógrafos de revistas, dijo que vio a la ballena alrededor de las 10 de la mañana cerca de Ellis Island. Inmediatamente trató de advertir a otras embarcaciones que le abireran paso, con la esperanza de que pudiera nadar de manera segura a través del estrecho de mareas Narrows que separa Staten Island y Brooklyn y hacia el Océano Atlántico. Los barcos que viajaban por la zona incluían el ferry de Staten Island, un carguero y varios remolcadores.

"Es positivo que por el covid no haya mucho tráfico de barcos aquí, y que la ballena tenga muchas posibilidades de salir al océano", dijo Kils mientras hablaba por teléfono desde su bote.

Te puede interesar

Durante horas, la ballena emergió aproximadamente cada minuto para respirar, pasando por la costa de Nueva York con vistas como el edificio Empire State de fondo.

"Cuando pasábamos por la Estatua de la Libertad, lanzó su cola fuera del agua - ¡dos veces!", destacó Kils.

Temas

Nueva York