Ir a contenido

10 DIBUJANTES DE CÓMIC SACAN PUNTA AL OFICIO

Kenny Ruiz: "Las redes sociales no hacen diferencias entre formato"

Joel Mercè Ana Sánchez

¿Cuándo empezó a pintar algo en la vida? Cuando me dieron un lápiz.

¿Cómo se dibujaría a sí mismo? Con el pelo de punta y mordiendo un lápiz.

Su frase de bocadillo favorita. “Akira vendrá” (la he dicho al tuntún, no me aprendo de memoria los bocadillos).

¿Cuántas horas trabaja al día? Entre 8 y 10.

¿Proyectos? En producción, un manga de Sci Fi junto a Víctor Santos.

Tómele el pulso al mundillo del cómic. ¿Presión arterial? Pausada pero fuerte.

Los lectores de cómics son... Cualquiera al que le caiga uno en las manos.

¿Para qué sirven los cómics? Para vivir más cosas.

¿Dónde está ahora el negocio? Lejos de mí.

Los ilustradores tienen el escaparate de Instagram. ¿Ustedes? También, y Pinterest, y Tumblr, cualquier red social,  igual que ellos. En realidad no hay un “ellos” , las redes sociales no hacen diferencias entre formato.

¿Qué tienen en común los dibujantes de cómic hoy? Somos cabezones.

¿Pintan más los hombres o las mujeres? Pinta el que quiera, los lápices tampoco hacen diferencias.

¿Lo más surrealista que le ha pasado? Colarme en los Premios Eisner de San Diego por un concurso de tiras cómicas del diario 'Avui' que ganamos Marcos Mesa y yo. Les convencí de que en la carta que notificaba el premio ponía claramente en catalán que teníamos derecho a entrar en la ceremonia.

¿El sitio más raro donde ha visto uno de sus dibujos? El Teatro Real de Madrid. Hice un cómic que sirvió de escenografía de 'Historia de un Soldado', de Stravinsky. Fue demencial, aún me cuesta creer que estuviera allí, rodeado de aquellos genios de la música, recibiendo aplausos. El público... tampoco hace diferencias.

¿Cuál es el futuro del cómic? Adaptarse, como el de todos nosotros.

Un cómic a devorar. 'Grendel Tales'. Guerra de Clanes, de Makan y Biukovic. 

0 Comentarios
cargando