13 ago 2020

Ir a contenido

LA JORNADA DE LIGA

Las claves del asalto del Madrid al liderato en Anoeta

La conexión entre Hazard y Benzema le da esperanzas a un Zidane que cuenta con el la diferencia de goles a favor

Alejandro García

El Madridista Asensio celebra su gol ante el Valencia con Benzema al fondo.

El Madridista Asensio celebra su gol ante el Valencia con Benzema al fondo. / AFP

A la tercera jornada de la reanudación de la Liga tras el covid, el Madrid tiene su primera oportunidad de asaltar el liderato del Barça y pasa por ganar este domingo (22.00 horas) ante la Real Sociedad en San Sebastián. Estas son las claves:

La asociación Hazard-Bezema, más Asensio

Después de tres meses de parón a causa del coronavirus, la reanudación de la Liga del Madrid ha estado marcada por las recuperaciones físicas de Hazard y Asensio, que estaban lesionados para el final de temporada y ahora son activos fundamentales para que los de Zidane cuenten sus partidos por victorias en la vuelta del fútbol. La presencia del belga en las alineaciones junto a Benzema ya es inamovible y gracias a su conexión, los blancos golearon en la primera parte ante el Eibar y desatascaron un partido complicado ante el Valencia, en el que marcó Asensio después de 10 meses ausente y presentó su candidatura para completar la tripleta ofensiva. 

Hazard (i) y Benzema durante el último partido del Madrid. / JUANJO MARTÍN (EFE)

La diferencia de goles 

Después del empate del Barcelona ante el Sevilla, el Madrid tiene la opción de empatar a puntos con lo de Setién en lo alto de la tabla, aunque los blancos se pondrían por delante en la clasificación gracias a la diferencia de goles. La derrota del Barça 0-2 en el Bernabéu, ya en el partido de la segunda vuelta, decantó el golaveraje a favor de los de Zidane después del 0-0 que resultó en el Camp Nou. Esa victoria blanca en el Clásico, hace cuatro jornadas pero también hace casi cuatro meses, dejó al Madrid en un liderato que, a la semana siguiente, perdió en Sevilla ante el Betis.

Odegaard y el bajón de la Real

Martin Odegaard sufre una falta durante el partido ante Osasuna. / Javier Etxezarreta (EFE)

La actuación del noruego, y por extensión de toda la Real Sociedad, es una incógnita después de las malas sensaciones en la reanudación de la Liga tras la pandemia. Un punto en dos partidos (ante Osasuna y Alavés) han disipado la gran temporada que estaba haciendo el equipo de Alguacil que, además de luchar por los puestos de Liga de Campeones, eliminó al Madrid de la Copa con un partido sublime en el Bernabéu. Si los realistas son capaces de reproducir el nivel previo al coronavirus, con el atacante cedido por los blancos como punta de lanza, el asalto al liderato del Madrid será más complicado.