PERFIL

Jane Levy, la actriz que debería reinar

La reivindicable intérprete regresa a HBO con la segunda temporada de 'La extraordinaria playlist de Zoey'

Jane Levy, en ’La extraordinaria playlist de Zoey’.

Jane Levy, en ’La extraordinaria playlist de Zoey’.

Se lee en minutos

'La extraordinaria playlist de Zoey' (HBO, segunda temporada desde el día 6) no es una serie perfecta, pero lo parece cada vez que la cámara se centra en Jane Levy. La actriz californiana brilla en el papel de una joven programadora, afortunada en el trabajo, pero no en el amor, que adquiere un curioso don tras una complicada resonancia magnética: los pensamientos más íntimos de la gente se presentan ante ella en forma de número musical.

Es así como Zoey descubre que su padre (Peter Gallagher) no está nada ausente a pesar de no poder hablar por una enfermedad neurológica; o que su mejor amigo (Skylar Astin) querría ser más que amigo, o que el nuevo chico de su oficina (John Clarence Stewart) no es tan feliz como aparenta.

 ¿Vivir en un musical en el que sabes lo que piensa todo el mundo? Más que una comedia, 'La extraordinaria playlist de Zoey' podría ser terror. Lo sabe la propia Levy, quien declaraba a 'InStyle' a principios del año pasado: "No quiero oír lo que piensa la gente por muchas razones. No quiero meterme en sus asuntos privados. No quiero oír las cosas negativas que piensan sobre mí o ni siquiera las positivas".

Carisma y verdad

Aquí la pregunta es: ¿realmente alguien puede pensar cosas negativas sobre ella? Desde su revelación con la telecomedia 'Suburgatory (Fuera de lugar)', Levy ha mejorado todo aquello en lo que aparece a base de carisma natural y verdad emocional. En su mencionado primer gran proyecto era Tessa Altman, una adolescente irónica que se veía arrastrada por su padre desde Nueva York a las afueras, donde el aire, dicen, es más limpio. Pero el veneno puede flotar en el aire de esos perfectos barrios residenciales, como nos enseñaron 'American beauty', 'Juegos secretos' y 'Mujeres desesperadas'. Pese a contar con Levy, la 'sitcom' se quedó en dos temporadas y media.

Ese mismo año, 2011, habíamos visto a la actriz como versión original de la novia de Lip en 'Shameless'. Y un año después, como mejor amiga de Victoria Justice en 'Fun size'. ¿Novia? ¿Mejor amiga? Vamos, Levy debía ser la protagonista. Algo que supieron entender los productores del remake del 2013 de 'Posesión infernal', dirigido por Fede Álvarez. Levy sobrecogía como Mia, la adicta a la heroína a la que su hermano y amigos esperan salvar con unos días de cabaña en el bosque, y aterrorizaba una vez era poseída por una entidad maléfica. Dos actuaciones brillantes por el precio de una.  

A la espera de una explosión

Ese doble nocaut debió convertirla en estrella, pero nuestra heroína pasó por muchas películas 'indies' menores, a menudo como parte de un reparto coral. Por suerte, vino Fede Álvarez al rescate y la colocó al frente de 'No respires', una de las mejores series B de terror del último lustro. El boca-oreja obró el milagro: la película recaudó 157 millones de dólares, habiendo costado algo menos de nueve.

Te puede interesar

Tamaño hit debió convertirla en estrella, pero luego llegó 'Monster trucks', en la que era chica favorita del prota, el dueño de una camioneta con un monstruo como motor. Algo así resulta anticlimático. Casi siempre como secundaria, Levy ha combinado grandes proyectos (la última 'Twin Peaks', 'Ya no me siento a gusto en este mundo') con otros que fueron masacrados por la crítica ('Pretenders', de James Franco) o quedaron lejos de las expectativas ('Castle Rock', en la que fue sobrina historiadora de Jack Torrance).

'La extraordinaria playlist de Zoey' no será una serie que acabe de convertirla en estrella. Ese proyecto está por llegar, pero llegará; por descontado que llegará.

Temas

Series Cine