Protestas vecinales

Barcelona coloca sonómetros en las zonas con más ruido nocturno

  • El consistorio cuenta con sistemas de medición en Ciutat Vella, Sant Martí, Gràcia, Eixample y Sants-Montjuïc y prevé concretar medidas en julio a partir de los datos

Montaje de un sonómetro instalado en la calle de Joaquin Costa en junio.

Montaje de un sonómetro instalado en la calle de Joaquin Costa en junio. / JOAN CORTADELLAS

2
Se lee en minutos
Toni Sust
Toni Sust

Periodista

ver +

Aunque la colocación de sonómetros en puntos especialmente molestos para los vecinos de Barcelona durante la noche se ha puesto sobre la mesa en los últimos meses, como previa a un verano en el que la ocupación del espacio público se prevé multitudinaria, el ayuntamiento ya disponía de estos sistemas en algunos puntos, como varias plazas de Gràcia.

Las intensas quejas vecinales, que hoy a las 19.00 se concretarán en una concentración en la plaza de Sant Jaume contra el ruido, han incentivado la respuesta municipal ante un problema que viene de lejos, que se ha intensificado tras la pandemia y que no parece que vaya a resolverse rápidamente.

11 zonas conflictivas

El concejal de Eloi Badia, ha informado este jueves de que se ha completado la colocación de los aparatos, que ahora ya están disponibles en las 11 zonas acústicamente tensionadas, según definición del Ayuntamiento de Barcelona. La previsión anunciada por el propio Badia días atrás es que el consistorio espera contar en julio con las mediciones del ruido para tomar medidas donde sea necesario hacerlo.

Un sonómetro instalado ayer en la calle de Joaquin Costa, encima de la placa de la calle.

/ JOAN CORTADELLAS

“Un 57% de los barceloneses vive con un ruido superior al que recomienda la OMS”, ha recordado Badia, que ha afirmado que resolver el problema es “una proridad” para el ayuntamiento. “En cuanto tengamos los primeros datos, en pocas semanas, podremos empezar a trabaja en planes específicos de actuación, y hablaremos con vecinos, restauradores”.

Según el edil, se trabajará para que las primeras medidas se apliquen este mismo verano. Entre ellas puede constar la reducción de actos nocturnos, y también el hecho de avanzar el cierre de algunas terrazas.  

Según precisa el ayuntamiento, en los últimos días se ha instalado aparatos de medición en los distritos de Ciutat Vella, Sant Martí, Gràcia y Sants-Montjuïc que se suman a los de la calle de Enric Granados, y algunos se colocarán de forma inmediata. En Gràcia, ya había sonómetros en la plaza del Sol, la del Diamant, la de la Revolució, la de la Virreina, la del Nord y la de la Vila, como atestigüa la cuenta de Twitter @SorollGracia, que avisa cuando en uno de estos puntos los niveles superan el máximo permitido.

Los puntos de medición

El consistorio comprobará con las mediciones si los puntos señalados son Zonas Acústicamente Tensionadas en Horario Nocturno y planificará actuaciones adaptadas a cada caso, es decir, que superen en tres decibelios.

Noticias relacionadas

Las zonas en las que se harán estas mediciones son las siguientes:

  • Enric Granados

  • plaza de George Orwell

  • Joaquim Costa

  • Almirall Churruca

  • Rambla del Poblenou

  • Rogent

  • Allada Vermell

  • Nou de la Rambla

  • plaza de Osca

  • el Triángulo Golfo (Triángulo Lúdico según el ayuntamiento)

  • plazas de Gràcia.

El consistorio subraya que el ruido es el segundo factor ambiental que más impacta en la salud por detrás de la contaminación del aire, y advierte de que el tráfico es la fuente más relevante de ruido en Barcelona.