EDUCACIÓN

Las guarderías municipales de Barcelona abrirán en agosto

El ayuntamiento ofrecerá el casal de verano a todos los niños de la ciudad, con opción de acceder a una beca

La guardería municipal El Petit Príncep de Barcelona

La guardería municipal El Petit Príncep de Barcelona / JOSEP GARCIA

  • El servicio tendrá un coste de unos 300 euros por 15 días y prosperará en función de la demanda

  • El casal de verano del mes de julio del año pasado tuvo abiertas 53 guarderías, la mitad del total

Se lee en minutos

Se quiso llevar a cabo al finalizar el curso pasado pero la pandemia lo impidió. Se volverá a intentar este año. El Ayuntamiento de Barcelona quiere que las guarderías municipales abran también en agosto, con la mirada puesta, especialmente, en echar una mano a los niños en situación de vulnerabilidad. Ya ofrecen casal de verano durante la segunda quincena de julio, pero la idea es ampliar la oferta durante el mes que se asocia con las vacaciones.

La noticia, avanzada por Betevé, supondrá una bocanada de aire fresco para todas esas familias que durante el mes de agosto no se mueven de Barcelona. Porque no hay medios para disfrutar de unas vacaciones fuera del hogar o porque el padre, la madre o ambos siguen trabajando. El consistorio ya ha escrito a todos los centros para empezar a organizar las actividades del verano de las que se encargan empresas especializadas en el tiempo libre. Una vez informadas las guarderías y las familias, será necesario ver cuánta gente se interesa por el servicio, que tendrá un coste de entre 300 y 330 euros por 15 días, un montante para el que se podrá solicitar una beca dentro del programa de actividades municipales de cara al estío. La idea, según explica a este diario la comisionada de Educación, Maria Truñó, es abrir todo el mes de agosto, pero se irá paso a paso y en función de la demanda. "Queremos que el verano sea lo más educativo posible en entornos potentes para los niños", resume.

Te puede interesar

Para todos los niños

La iniciativa se abrirá a todos los niños de la ciudad, sean o no usuarios de la escuela infantil municipal. El año pasado, 53 guarderías realizaron actividades en julio. En 2019 fueron 85; las cosas del coronavirus, que mina sobremanera la confianza de las familias. En Barcelona hay un total de 102 guarderías municipales que atienden a 8.500 niños y niñas. "Ahora, para poder seguir adelante y que las asociaciones de familias contraten las empresas, necesitamos llenar un cupo mínimo, y es importante que lo hayamos planteado con tiempo para que entre en la campaña municipal de vacaciones de verano", sostiene la comisionada.