CASOS POR RESOLVER

Dembélé, Coutinho y Frenkie de Jong, la otra 'herencia de Bartomeu'

Frenkie de Jong y Dembélé festejan uno de los goles del Barça al Celta en el Camp Nou.

Frenkie de Jong y Dembélé festejan uno de los goles del Barça al Celta en el Camp Nou. / FCBARCELONA

5
Se lee en minutos
Marcos López
Marcos López

Periodista

ver +

La "envenenada" herencia que legó Josep Maria Bartomeu a Joan Laporta no solo era un caos económico tan profundo que el Barça estaba en situación de “quiebra técnica” sino que la planificación deportiva resultó ser un verdadero desastre. Jugadores que debían ser estratégicos en la reconstrucción de la plantilla, que no han ejercido esa función, con un salario prepandémico que además resulta inasumible ahora tras la crisis que ha sacudido al fútbol por el coronavirus.

Coutinho, Dembélé y Frenkie de Jong son los rostros de ese gravísimo problema (el brasileño, cedido al Aston Villa, es el fichaje más caro de la historia del club; el francés, el tercero; el neerlandés, el quinto), que no ha generado el rendimiento esperado por esa inversión que se sitúa por encima de los 300 millones de euros, solo en sus contrataciones, sin contar sus salarios de crack.

Xavi da instrucciones en el Benito Villamarín ante Dembélé.

/ FCBarcelona

A Dembélé ya le buscó el Barça una puerta para que se marchara en el pasado mercado invernal, pero no se salió con la suya. Forzó al máximo, instándole a abandonar el Camp Nou. Pero no logró su propósito, mientras Xavi, necesitado de "reflotar" el Barça, lo ha transformado en una pieza capital de su estructura ofensiva, insistiendo, una y otra vez, en su renovación.

Xavi apremia por Dembélé

Acaba contrato el 30 de junio, siendo dueño desde enero de su futuro. Pero no hay acuerdo para sellar su continuidad tras un par de reuniones entre los agentes del delantero y Mateu Alemany, director de fútbol, y Jordi Cruyff, a quien Xavi califica siempre como "secretario técnico", aunque no tenga oficialmente ese cargo.

Dembélé, durante el partido frente al Rayo Vallecano en el Camp Nou.

/ JORDI COTRINA

Uno de esos contactos se produjo en Marraquech. Pero el acuerdo no llega, por mucho que insista el entrenador azulgrana. "Ya he dicho muchas veces que Ousmane es capaz de marcar diferencias", repitió Xavi tras el triunfo sobre el Celta (3-1). "En el fútbol no solo es quien hace un gol el que marca la diferencias. Muchas veces se hace con una asistencia", subrayó el técnico.

"Ya he dicho muchas veces que Ousmane es capaz de marcar diferencias. Es especial, es diferente"

Xavi, técnico del Barça

Dembélé lleva solo un tanto en la Liga, pero es, curiosamente, el máximo asistente del campeonato, con 13, superando a Benzema (11) y Jordi Alba (10). "Es especial, es diferente", sentenció Xavi. Por eso, lo quiere tener a su lado, obligando al Barça a buscar fórmulas imaginativas para renovarle cuando en enero se le instó a salir, pero reduciendo siempre su salario, por mucho que uno de sus agentes haya reclamado una prima de renovación, algo que el club no puede asumir.

Dembélé, en su quinto y último año de contrato, ha encontrado con Xavi la estabilidad deportiva que buscaba, pero sin ser aún la pieza determinante y decisiva que requiere el equipo, sobre todo en el año uno sin Messi.

El United quiere a Frenkie

En idéntico escenario se halla Frenkie de Jong, a quien Bartomeu fichó en enero del 2019 superando el interés del Manchester City y del Paris SG. Pagó 75 millones de euros más 11 en variables al Ajax. Ahora, el jugador neerlandés, que ha cumplido este jueves 25 años, es el mejor activo económico que tiene el Barça para encontrar liquidez en el mercado.

Tras tres temporadas en el Camp Nou, el neerlandés no ha logrado asentarse como intocable y su valor de mercado, situado en 70 millones de euros, se mantiene inalterable

Pese a que en sus tres temporadas en el Camp Nou en las que ha tenido hasta cinco entrenadores (Valverde, Setién, Koeman, el interino Sergi, y Xavi) no ha logrado asentarse, mantiene atractivo en el fútbol europeo. Su rendimiento como azulgrana ha sido irregular, sin brillar ni como interior ofensivo ni ser tampoco una alternativa sólida como recambio de Busquets.

Frenkie de Jong en el partido ante el RC Celta.

/ .

Pero su valor de mercado se mantiene inalterable, en torno a los 70 millones de euros, lo que sería una de las grandes ventas de la historia del club. El nuevo Manchester United que está creando de Erik ten Hag, su antiguo entrenador en el Ajax, al que acaba de hacer, de nuevo, campeón en los Países Bajos (es la tercera Eredivisie consecutiva), se perfila como el gran candidato para acoger a Frenkie de Jong, aunque supondría un serio retroceso en su carrera porque no participará en la próxima edición de la Champions. 

Andreas Christensen.


/ REUTERS / DAVID KLEIN

El club necesita liquidez para la reconstrucción, basada, de momento, en la austeridad como revelan las llegadas de Christensen (Chelsea) y Kessié (Milan) a coste cero

Es la ventana, o "palanca económica", en el argot de Laporta, más sencilla y directa que le queda al Barça para ganar dinero, a pesar de que Xavi sostiene que el neerlandés "es un futbolista top, que puede marcar una década”. Pero la necesidad apremia.

Aligerar masa salarial

Tras tres años, no hay más margen de espera, buscando, entretanto, el club opciones más baratas (Carlos Soler, el centrocampista del Valencia, acaba contrato en el 2023, por lo que podría salir este verano por una cantidad ‘asequible’), con salarios alejados de estrellas (Dembélé, Frenkie y Coutinho) que no han rendido como estrellas.

Coutinho marca el 2-2 superando a De Gea.

/ John Sibley

El Aston Villa se queda en propiedad a Coutinho

Noticias relacionadas

El brasileño desea quedarse en la Premier, la única liga donde se ha sentido feliz. Y el Barça para liberarse de su ficha, la más alta de la plantilla tras la marcha de Messi y la cesión de Griezmann al Atlético, también está dispuesto a facilitar su marcha por 20 millones de euros al Aston Villa, el club que le abrió las puertas de Inglaterra el pasado mes de enero gracias a la insistencia de su entrenador Steven Gerrard, su antiguo compañero en el Liverpool.

La operación ya es oficial. El Barça recibe 20 millones por un jugador que le costó 120 + 40 en variables hace cuatro años y medio. Se lo ha sacado de encima el club azulgrana para ahorrarse su altísima ficha y poder hacer caja para el próximo fair play, que le fija la Liga. el único y último fino hilo que le une a Coutinho es que la directiva de Laporta se reserva el "50% de una futura plusvalía" en caso de venta del brasileño