21 sep 2020

Ir a contenido

candidato azulgrana

Víctor Font pide un nuevo referéndum sobre la financiación del 'Espai Barça'

Efe

Víctor Font, durante la rueda de prensa del 12 de diciembre del 2019.

Víctor Font, durante la rueda de prensa del 12 de diciembre del 2019.

El empresario Víctor Font, que encabeza la candidatura de 'Si al futur' que opta a las elecciones a la presidencia del FC Barcelona en 2021, solicita un referéndum para decidir sobre la financiación del 'Espai Barça', de remodelación del Camp Nou, ya que la misma se ha aumentado en casi cien millones de euros más.

El club azulgrana organizó una consulta en 2014, que contó con el apoyo mayoritario de los socios, pero Font considera que la situación ha variado y por eso debe volverse a consultar a los socios. "El proyecto tenía que costar 600 millones de euros, con 200 millones de euros por generación de recursos propios, 200 de crédito y 200 millones más procedentes de la empresa que le dé el nombre al nuevo Camp Nou, aunque ahora no es igual", comentó en una rueda de prensa.

El proyecto se ha encarecido hasta los 685 millones y, según publica hoy 'Mundo Deportivo', Goldman Sachs, uno de los bancos de inversión y de valores más potente del mundo, podría financiar las obras avanzando 700 millones de euros "con la garantía de los ingresos futuros que obtendrá por la gestión de las nuevas instalaciones".

Más transparencia

Font tiene muchas dudas. "Queremos saber cuál es la deuda real, si los mil millones de pasivo son reales. Pedimos transparencia en todo este proyecto", insistió el empresario, quien considera que la nueva reformulación de la financiación puede ser un "elemento que ponga en riesgo la economía del club".

Además el líder de 'Sí al futur' insiste en que el presidente del Barcelona, Josep Maria Bartomeu, se comprometió públicamente en no comenzar las obras si la deuda del Barça no era inferior a los 220 millones de euros. "Tampoco hay claridad sobre el asunto de los 'naming rights'", indicó.

Font cree que, además de presencial como fue en 2014, la consulta tendría ser electrónica para facilitar la participación y que la misma esta permitida por ley, a diferencia de lo que ocurre en las elecciones a la presidencia.

"Antes de celebrar ese referéndum, la junta directiva debería establecer un periodo de información y debate del proyecto de financiación que se sometería a votación", argumenta.

Temas Víctor Font