Ir a contenido

EL RETO YIHADISTA

El Estado Islámico atenta contra una peña del Real Madrid en Irak

Al menos 12 jóvenes iraquís mueren en la localidad de Balad tras ser ametrallados por terroristas

People gather at a cafe after an attack in the predominately Shiite Muslim town of Balad

Charcos de sangre en el interior del local utilizado por los seguidores iraquís del Real Madrid en Balad. / STRINGER (REUTERS)

En las paredes del café Al Furat, fotos de jugadores celebrando títulos, pósters del Zinedine Zidane entrenador alzando los brazos o en pose pensativa, y pancartas escritas en árabe donde, en color lila sobre fondo blanco, emulando al escudo madridista, se mostraba su pasión por el Real Madrid. Así era la peña madridista bautizada 'Los blancos', de Balad, una localidad de la provincia de Saladino, al norte de Bagdad. En realidad, así era hasta ayer. Porque ese escenario, donde decenas de chicos iraquís encontraban uno de los pocos lugares de diversión en un Irak asolado por la violencia, cambió la medianoche del jueves cuando la zarpa terrorista irrumpió en el lugar sembrándolo de muerte, charcos sangre, cristales rotos y casquillos de bala.

Al menos 12 jóvenes que estaban en el local murieron en el ataque armado perpetrado por un comando terrorista del Estado Islámico. El ataque se produjo cuando un grupo de al menos tres hombres armados asaltó el local, que a esa hora estaba llena de jóvenes, la mayor parte de ellos chiís. Los atacantes comenzaron a ametrallar a los asistentes, causandoal menos 25 heridos. 

Los terroristas huyeron. La policía de la localidad lanzó una operación de búsqueda y acabó acorralando a uno de ellos, que hizo estallar el cinturón explosivo que llevaba adosado al cuerpo, causando la muerte a dos policías y a dos miembros de una milicia civil. Otro de los terroristas fue capturado en una casa cercana por los habitantes de la localidad, que lo quemaron vivo y colgaron su cuerpo boca abajo de una farola. 

Horas más tarde, la organización yihadista hizo público un comunicado en que se atribuía ese y otros ataques. 

El Real Madrid ha hecho un comunicado oficial lamentando "profundamente" el ataque y ha anunciado que mañana los jugadores lucirán un brazalete negro como señal de luto por las víctimas. "El madridismo de todo el mundo llora hoy por sus aficionados, a los que no olvidará", señala el texto del club.

El presidente de la peña, Ziad Subhan, explicó al diario 'As', que el café es lugar de reunión de aficionados madridistas que, cuando no ha liga en directo, ven juntos partidos viejos de su club. Zubhan señaló que "al Estado Islámico no le gusta el fútbol. Creen que es antiislámico. Por eso hacen ataques así. Es una tragedia terrible".

Esta no es la primera ocasión en que los terroristas del Estado Islámico atacan al fútbol, ya sea a quien lo practica o a quien lo sigue como aficionado, ya que consideran que el deporte es una actividad contraria a la fe. 

El pasado marzo, un terrorista atentó durante la entrega de premios de un torneo de fútbol aficionado en la localidad de Iskandariya, matando a 30 personas, muchas de ellas niños que acababan de jugar.

0 Comentarios
cargando