09 ago 2020

Ir a contenido

VAN A JUICIO

La fiscalía pide 32 años de cárcel para Ana Duato y 27 para Imanol Arias por delitos fiscales

Los intérpretes de 'Cuéntame' implicados en el fraude fiscal del despacho Nummaria, dirigido por Fernando Peña

Redacción Yotele

La fiscalía pide 32 años de cárcel para Ana Duato y 27 para Imanol Arias por delitos fiscales

La Fiscalía Anticorrupción de la Audiencia Nacional pide 31 años de cárcel para Ana Duato y 27 para Imanol Arias por varios delitos contra la Hacienda Pública que se enmarcan el caso Nummaria, el despacho de abogados que presuntamente se dedicaba a la evasión de impuestos de sus clientes.

Fernando Peña, máximo responsable de Nummaria, es el principal investigado del auto en el que se acuerda el procesamiento de las 31 personas jurídicas y física, entre los que se encuentran los dos intérpretes de 'Cuéntame'. El juez considera que Peña creo una estructura "cuya única finalidad es la es la de evitar la tributación de los ingresos generados por su actividad profesional y mantener oculto el patrimonio acumulado de los beneficios que esta le genera". 

Por su parte, Hacienda cree que Duato defraudó 1,9 millones de euros en siete años. No obstante,  la actriz ya pagó 708.130 euros al comienzo de la investigación. Su compañero en la serie habría defraudado 2,78 millones entre 2009 y 2015, aunque como el propio actor comentaba hace unas semanas, ya abonó 2,33 millones. 

Para la Abogacía del Estado, Arias “contrató los servicios del despacho Nummaria con el fin de mantener una estructura societaria artificiosa cuya finalidad era la ocultación de rentas” de sus “importantes ingresos procedentes de su participación en una serie de televisión”.

Hace un año, Hacienda reclamó una multa de 9 millones de euros al actor y 7,6 a la actriz, pero ahora los intérpretes han sido ahora enviados a juicio y la fiscalía pide además una multa de 10 millones de euros para cada uno. Los protagonistas de la longeva ficción de La 1 no han buscado por ahora un acuerdo de conformidad con la Fiscalía Anticorrupción y la Abogacía del Estado que convierta el juicio en una formalidad.