Ir a contenido

El surfista brasileño logró cabalgar sobre una ola de 24 metros en las playas portuguesas de Nazaré.