Ir a contenido

ANOCHE

Una tormenta estática deja 120 litros por metro cuadrado e inundaciones en Molins de Rei

Los colectores no pudieron engullir la excepcional tromba de agua y varias calles se vieron desbordadas

Una tormenta estática de unas dos  horas de duración ha afectado la noche de este martes a la ciudad de Molins de Rei y dejó 120  litros por metro cuadrado e inundaciones en varias zonas de la localidad, sobre  todo en la zona baja, donde prácticamente todas las calles se vieron  desbordadas.

El ayuntamiento ha precisado en un comunicado que no ha habido ninguna  víctima y que las otras zonas de mayor afectación fueron Jacint Verdaguer, Rafel  Casanova, Raseta, Anselm Clavé, el Pont de la Mariona, Amadeu Vives y la avenida  de Barcelona.

En esta última, varios aparcamientos y plantas bajas quedaron cubiertas por  el agua después de que cediera un pequeño muro situado en un túnel de Renfe.

Los bomberos también actuaron en aparcamientos de la calle Rafel Casanova,  donde Guardia Urbana e incluso vecinos levantaron todos los sumideros para  facilitar el desagüe del agua.

También se registraron afectaciones en las calles del barrio del Canal y Pont  de la Cadena, e incluso en el barrio de la Granja y en el polígono El Pla.

Los colectores no pudieron engullir la excepcional tromba de agua que cayó en  tan poco tiempo y quedaron colapsados, a lo que se sumó el tapón que crearon las  hojas acumuladas por el vendaval del día anterior.

El alcalde de Molins de Rei, Joan Ramon Casals, ha destacado que "este  episodio es absolutamente excepcional por su intensidad" y ha subrayado que se  ha trabajado "toda la noche para poder garantizar que el pueblo se levanta con  la máxima normalidad posible".

En este sentido, ha resaltado que a esta hora el único punto que continúa  afectado es la calle Amadeu Vives, donde se trabaja para limpiarlo y reabrirlo  para recuperar la movilidad habitual.