Españoles encarcelados

3La Sexta muestra la crudeza de las prisiones latinas en su nueva apuesta

Imagen de ’Encarcelados’, que La Sexta estrena mañana (22.30 horas).

Imagen de ’Encarcelados’, que La Sexta estrena mañana (22.30 horas). / LA SEXTA

2
Se lee en minutos
OLGA PEREDA
VITORIA

Los espectadores de la Sexta están más que acostumbrados al periodismo social y de denuncia. Sin embargo, el programa que la cadena estrena mañana va más allá de todo lo visto hasta ahora, tanto en la Sexta como en ninguna otra televisión. Bajo la batuta de los periodistas Jalis de la Serna y Alejandra Andrade,Encarceladosha conseguido meter las cámaras en 30 cárceles de América Latina para ver cómo viven los presos españoles. Lo de vivir es una forma de hablar, porque lo que se ve en pantalla se aproxima (y mucho) a un campo de concentración.

El primer capítulo, que se emitirá a las 22.30 horas, viaja hasta Colombia, en cuyas cárceles no manda la policía (de hecho, no hay funcionarios dentro), sino losdelegados, presos que se han hecho fuertes y que imponen sus reglas. La primera: todos los internos tienen que pagar por dormir. Pueden comprar sucueva(no se le puede llamar celda) o bien alquilarla. Al que no puede pagar le esperan torturas diarias. Así lo cuenta a cámara un empresario de Girona encarcelado (como la mayoría de los españoles) por tráfico de drogas. Se droga para anestesiarse. Si no lo hiciera, se suicidaría. Puede pagar el alquiler de sucueva gracias al dinero que le ofrece la embajada española: unos 45 euros al mes. Es una práctica habitual que la diplomacia española tiene con todos los presos en América Latina, según explicó ayer en el FesTVal de Vitoria Jalis de la Serna.

También es espeluznante el testimonio de otro español preso en Colombia, un biólogo madrileño de 55 años al que le faltan todos los dientes (muchas palizas). Cumple condena por tráfico de estupefacientes. «Sabía lo que llevaba en la maleta

Noticias relacionadas

-afirma en alusión a los kilos de droga que intentó pasar-, pero lo que no sabía era la crueldad del sistema penitenciario de este país».

Cuerpos hacinados. Maltrato. Angustia. Desnutrición. Niños que viven entre la miseria con sus padres presos. Inseguridad jurídica... Todo eso esEncarcelados. Los dos periodistas que han elaborado los reportajes (que duran 70 minutos) reconocieron ayer que ellos mismos se han visto en situaciones de peligro mientras grababan ya que, en muchos casos, la policía les dejó a su buena suerte. En total han entrevistado a 120 españoles. La mayoría tenían trabajos relacionados con el sector de la construcción y la crisis les llevó a traficar como última salida. Todos ellos repiten lo mismo: que nadie lo haga. Que nadie trafique con drogas. Puedes ganar dinero, pero si te pillan, lo que te espera es el infierno durante años. O la muerte.