tú y yo somos

Respeto, dolor y náusea

El billete de Ferran Monegal.

2
Se lee en minutos
Ferran Monegal
Ferran Monegal

Crítico de televisión

ver +
Noticias relacionadas

Hay entrevistas que nos provocan dolor. Otras que nos inducen a la náusea. Algunas, pocas, nos mueven al respeto. Pero muy raramente encontramos en la tele una entrevista que nos remueva por dentro y nos deje un poso combinado de respeto, dolor y náusea. Esta semana se ha producido una de estas rarezas. Ocurrió enEl intermedio(La Sexta), cuando nos pasaron la entrevista que le había hechoGonzoaPilar Manjón, presidenta de la Asociación 11-M Afectados del Terrorismo. Esta mujer, a quien los asesinos le mataron a su hijo Daniel, de 20 años, sufre una sinrazón añadida a su tragedia personal: la intolerancia, los insultos, incluso el desprecio, de esa zona cavernícola de la España invertebrada -brunete mediática incluida- situada en la derecha más extrema.«¿Qué es lo que más te ha dolido de todo lo que te han dicho desde los atentados del 11-M del 2004?»,le preguntóGonzoen un momento dado. YPilarrespondió:«Aquello que nos gritaron unos cuantos el día que salía del Congreso, junto a otras madres, ese día que nos pusimos la fotografía de nuestros hijos muertos prendida en el pecho. Gritaban: 'Métete tus muertos por el culo'».Y añadióPilar Manjón, con infinita tristeza:«Que nos dejen en paz. Que hagan de una vez la sentencia que les guste. Quieren demostrar que fue ETA, pues que dejen claro que ha sido ETA. Que encuentren en Villaverde el titadine con cordón detonante, y que a las víctimas del 11-M, por favor, nos dejen vivir en paz». Sentados en casa, mirando esta entrevista, escuchando aPilar Manjón, nos invadió esa mezcla de la que al principio les hablé. Enorme respeto por esta madre, por estas personas que son víctimas y no otra cosa. Dolor por las vidas arrebatas. Y una gran náusea ante esas voces canallas y viles que gritaban y siguen gritando desde la sinrazón más increíble y miserable.

DELICADEZAS DE 'EL GATO' .-Esa misma noche, enEl gato al agua(Intereconomía TV), escuchamos que varios contertulios lanzaron contraPilar Manjónun rosario de suvenires y delicadezas. Enfadados, airados, cabreados porque el día anteriorPilar Manjónhabía cometido el gravísimo pecado de participar en la manifestación contra la reforma laboral, escuchamos referirse a ella en términos del tipo«rezuma sectarismo»o«tiene un odio irracional». Hombre, después de escucharles, podríamos coincidir en eso delsectarismoy delodio. Pero no en dirección haciaPilar, sino al revés. O sea, hacia ellos.