Avance en la inmunidad

Catalunya abre la vacunación del covid para los de 35 a 39 años

Una mujer recibe la vacuna contra el covid-19 en Barcelona.

Una mujer recibe la vacuna contra el covid-19 en Barcelona. / EFE / ENRIC FONTCUBERTA

4
Se lee en minutos
Rosa Mari Sanz
Rosa Mari Sanz

Periodista

ver +

Avanzar en la vacunación, cuyos efectos se están viendo de manera muy rápida. Con este claro objetivo Catalunya ya ha abierto la cita para pedir turno entre otra franja de edad: de 35 a 39 años. Es una nueva fase que se simultaneará con las anteriores, como se está haciendo hasta ahora, y se ha dado a conocer este jueves en una rueda de prensa con el 'conseller' de Salut, Josep Maria Argimon, y la secretaria de Salut Pública, Carmen Cabezas. Ya se puede pedir cita a través de este link. Las personas convocadas irán recibiendo un mensaje de texto al móvil que les derivará a la aplicación desde donde deben reservar la cita y elegir el punto para la vacunación.

El 'conseller' ha defendido que "no tendría mucho sentido" abrir la vacunación a toda la población menor de 40 años de golpe, porque se tendrían que enviar demasiados mensajes, pero ha recordado que la voluntad es "solapar bastante" los grupos, como ya se está haciendo con los de 35-39 años, 40-44 y 45-49 años.

Respecto a la vacunación de los adolescentes se irán bajando las franjas edades, ha explicado Cabezas, "pero el grupo más bajo, de 12 a 15 años, es el que tiene menos riesgo y se estudiará la situación por si a finales de agosto o principios de septiembre se puede hacer alguna estrategia". En cuanto a los jóvenes, la doctora también ha reconocido que puede ser un grupo menos receptivo a la vacunación y que se estudiará cómo acercársela.

Este nuevo paso adelante se da cuando en este momentos algo más del 30% de la población catalana ya ha completado la pauta de vacunación contra el covid y, entre el último grupo incorporado a la campaña, el de 40 a 49 años, crece de manera notable la cobertura en primera dosis.

La variante delta

Argimon también ha hablado en esta comparecencia de la variante delta: "Será la mayoritaria y luego vendrá otra, esto es un indicativo de que la pandemia no ha acabado", ha incidido. "Hemos de ir normalizando la vida y es lo que intentamos y vamos abriendo, pero es cierto que tenemos todos una responsabilidad de recordar que la pandemia no ha acabado ni mucho menos, irá a mejor pero no ha acabado", ha insistido.

La doctora Cabezas, por su parte, ha concretado que esta variante tiene unos síntomas algo diferentes (como un resfriado nasal) y ha subrayado la disminución de ingresos hospitalarios de las personas mayores de 50 años, lo que se relaciona directamente a la cobertura vacunal. "Justo cuando la cobertura pasa del 40% observamos esta caída tan importantísima de los ingresos semanales. Con esta vacunación vemos de manera muy rápida los efectos", ha explicado.

Cabezas también ha anunciado que se adelanta de 11 a 10 semanas la programación de las segundas dosis de AstraZeneca para las personas nacidas entre los años 1952 y 1961, es decir, las personas de entre 60 y 69 años.

En ese mismo contexto ha detallad que ahora mismo un 88,7% de las personas de 60 o más años han comenzado la vacunación y un 85% de las personas de 50 o más: "En las edades avanzadas más cobertura y en las otras franjas vamos avanzando ". También ha señalado que ya se han administrado más de 3,5 millones de vacunas en primera dosis (el 45,1% de la población) y más de 2 millones con pauta completa, el 27,6% de la población

3,5 millones de catalanes, con una dosis

Un total de 3,5 millones de personas, ha detallado, ya han recibido una dosis (el 46%) y con pauta completa más de 2,1 millones (un 32% de los mayores de 16 años), y se han puesto el 89% de las dosis recibidas. Cabezas ha destacado que la campaña de vacunación ha cogido velocidad de crucero y que la semana pasada se administraron 553.011 dosis. Un récord, ha dicho, que se podría superar este domingo, ya que solo en tres días se han administrado 266.700 dosis.

Noticias relacionadas

Estos datos alentadores, según la responsable de Salut, permiten al departamento abrir la franja de vacunación de los ciudadanos de 35 a 39, o sea, los nacidos entre los años 1982 y 1986. Previsiblemente, si es como se está haciendo hasta ahora, seguirán los de 30 a 34 años.

Catalunya ya votó este martes a favor de abrir la vacunación de los otros grupos de edad que quedan (también de 20-29; 12-19) por orden descendente y de forma solapada si se considera, una vez se haya vacunado la mayoría de personas de 40 años.