03 jul 2020

Ir a contenido

el covid-19

Muere una enfermera en Euskadi por el coronavirus, la primera víctima entre el personal sanitario

La fallecida, de 52 años, llevaba una semana hospitalizada

Un sanitario hace la cama para personas en cuarentena por coronavirus, el pasado domingo. / AP / HANI MOHAMMED / VÍDEO: EFE

Una enfermera de 52 años de Euskadi contagiada de coronavirus ha fallecido esta pasada noche, tras permanecer en un hospital de Bizkaia desde hacía seis días, según ha dado conocer el lehendakari, Iñigo Urkullu. Esta es la primera profesional sanitaria que ha muerto desde que se declaró la crisis del Covid-19.

Urkullu ha comparecido junto con las consejeras de Salud, Nekane Murga, y de Seguridad, Estefanía Beltrán de Heredia, para facilitar los últimos datos de la evolución de la pandemia del Covid-19 en Euskadi.  El propio Urkullu ha dado a conocer que la noche de ayer falleció esta enfermera, ha transmitido el pésame a su familia, compañeros y allegados, y ha vuelto a reconocer el trabajo de los profesionales sanitarios en esta crisis.  "Esta crisis está teniendo un coste humano altísimo para toda la sociedad, pero, sin duda, hay miles de profesionales que todos los días están trabajando en primera línea dando lo mejor de sí para protegernos a todos", ha dicho. 

Euskadi ha registrado por segundo día consecutivo el mayor aumento de casos positivos de coronavirus, 217 frente a los 208 de este miércoles. Hay 455 personas ingresadas, 102 más, y 18 que habían resultado infectadas ya han superado la enfermedad. 

Álava sigue siendo el territorio más afectado por esta pandemia, con 621 positivos, 76 más; 224 personas están hospitalizadas y 35 han fallecido. 
Bizkaia acumula 393 positivos, 986 más, 177 hospitalizados y 13 muertes, mientras que Gipuzkoa tiene 176 positivos identificados (45 más), 54 hospitalizados y 5 fallecidos. 

La consejera de Salud ha lamentado la muerte de la enfermera por esta pandemia que ha "golpeado al alma del sistema" sanitario público vasco: "sus profesionales".  Ha dicho que este nuevo aumento máximo de infectados en la comunidad autónoma demuestra la "gravedad y excepcionalidad" de la situación y ha vuelto a poner el acento en la necesidad de que los ciudadanos extremen las precauciones, porque al impedir un contagio se "evita una cadena de infectados".  Murga, que ha reiterado que los expertos consideran que no se ha llegado al pico de infecciones, ha rechazado detallar si se están produciendo ya muertes por coronavirus en pacientes sin patologías graves previas.