Ir a contenido

Casos sin resolver

Caroline del Valle y Cristina Bergua, dos largas desapariciones con elementos en común

Los Mossos d'Esquadra no han logrado encontrar rastro alguno de las dos chicas

Óscar Hernández

 Caroline del Valle, en una de las imágenes divulgadas tras su desaparición.

 Caroline del Valle, en una de las imágenes divulgadas tras su desaparición. / El Periódico

Cristina Bergua y Caroline del Valle han protagonizado las desapariciones más mediáticas de los últimos años en Catalunya y desgraciadamente ninguno de los dos casos se ha podido resolver. Ambos sucesos tienen en común que las víctimas son menores, que ocurrieron en un mes de marzo y que hay un sospechoso. Sin embargo, ambas investigaciones estan bloquedas.

Bergua desapareció el 9 de marzo de 1997, hoy hace exactamente 22 años, en Cornellà, donde vivía con su familia. Entonces la menor tenía 16 años. Aquel día habia quedado con su novio, Javier, y, según explicó ella misma a sus amigos, iba a decirle que no quería seguir con él. La cita debió tener lugar en el domicilio de este, a unos 500 metros de la casa de los Bergua. Pero ella nunca regresó.

Carta misteriosa

La investigación de la Policía Nacional primero y de los Mossos después no permitió aclarar lo ocurrido. Los agentes sospecharon del novio, que pasó además una temporada en prisión por tráfico de drogas, pero no consiguieron imputarle por la desaparición. El caso estuvo a punto de dar un vuelco cuando 13 años después una carta anónima informaba de que el cuerpo de la joven estaba en el vertedero del Garraf. Demasiados años transcurridos para que la búsqueda fuera posible. Los Mossos tiene el ADN de la saliva del sello de aquella carta y un fragmento de huella digital, aunque no cuadran con ningún sospechoso.

El caso de Caroline del Valle también sigue abierto. La menor, que vivía cerca de la plaza Cerdà de Barcelona, tenía 15 años cuando desapareció en la Zona Hermética de Sabadell, en la madrugada del 14 de marzo del 2015. Los testigos aseguran que aquella noche la chica estuvo con unos menores magrebís. La aparición de un coche de los Mossos provocó la huida de todos del exterior del discoteca donde estaban. Un joven que corrió junto a ella declaró que la chica se había escondido debajo de un coche. Es lo último que se sabe de ella.