Ir a contenido

NEGOCIACIÓN A CONTRARELOJ

Los taxistas presionan en la calle ante las dudas sobre la aprobación del decreto 'antiVTC'

PDECAT y ERC venden caro su apoyo clave aunque lo más probable es acaben votando a favor

La nueva norma podría tramitarse como proyecto de ley para introducir las garantías que piden las autonomías

Manuel Vilaseró

Imagen de la última huelga de taxis en Madrid.

Imagen de la última huelga de taxis en Madrid. / JOSÉ LUIS ROCA

Los taxistas de Madrid han iniciado esta noche una “vigilia” en la plaza de Neptuno para presionar a los partidos políticos para convaliden este jueves el decreto-ley que traspasa las competencias de las VTC (que operan con las plataformas de Uber y Cabify) a las autonomías y ayuntamientos. El pleno del Congreso debate la norma a partir de las 9 horas y el PSOE necesita al menos que el PDECat y ERC le apoyen para sacar adelante la nueva norma, tras conseguir el aval de Unidos Podemos.

Los grupos parlamentarios llevan toda la semana negociando, algunos días hasta altas horas de la madrugada, y la mayoría prefieren no anunciar el sentido del voto para evitar recibir aún más presiones. Fuentes parlamentarias apostaban la tarde del miércoles “con cautela” que la nueva norma se aprobará pero con el mandato de tramitarla como proyecto de ley. Esto no impediría que empiece a aplicarse inmediatamente, pero abriría la puerta a la introducción de modificaciones.

En la derecha Ciudadanos ya tiene decidido el voto en contra. El PP estaba el martes más cerca del voto en contra que de la abstención, aunque ayer parecía inclinarse más bien por esta última opción.

Resistencias políticas

Ante esta indefinición, el grupo socialista se ha visto obligado a buscar el apoyo de los independentistas catalanes y los nacionalitas vascos, pero se ha encontrado con  "resistencias políticas, ajenas al contenido del decreto”, según fuentes de este grupo.

Otras fuentes parlamentarias apuntan a que tanto el PNV como ERC, conscientes de la importancia que tiene el decreto para el Gobierno de Pedro Sánchez han querido aprovechar las negociaciones para que "Sánchez cumpla los compromisos que adquirió" en otras materias.

Garantía de no pagar

A pesar de ello, las mismas fuentes creen que finalmente ERC votará favorablemente mientras el PNV se abstendrá. Esto deja en manos del grupo exconvergente la decisión final. Al menos formalmente, los diputados encabezados por Carles Campuzano han puesto como condición para votar a favor una garantía de que las indemnizaciones que pudieran derivarse del decreto corran a cargo del Estado. Las VTC han esgrimido estos días varios informes de prestigiosos juristas que consideran el decreto una expropiación de sus licencias y calculan cuantiosas indemnizaciones.

Si no hay una garantía previa, lo más probable es que el partido de Carles Puigdemont votará a favor con la condición de que la nueva norma se tramite como proyecto de ley para introducirla, posteriormente en el texto legal, algo a lo que el PP y probablemente Ciudadanos se sumarían.

Tras la noche en vela en Neptuno, las organizaciones de los taxistas han convocado otra protesta más cerca aún del Congreso, en la esquina de Cedaceros, a las nueve de la mañana. Las patronales de los VTC  tenían permiso para manifestarse desde el Ministerio de Fomento hasta Neptuno pero no llegarán hasta ahí para “evitar enfrentamientos” Atrás quedan los días en que, al igual que las patronales de los VTC,han estaado colgados del teléfono para presionar desde las sombra a los grupos parlamentarios.

     

Temas: Cabify Uber Taxis