DECLARACIONES EN 'PLANTA BAIXA'

Oriol Mitjà aplaude a Ayuso: "Me gustaría más trabajar en Madrid hoy"

El infectólogo cree que la buena evolución de esa comunidad se debe al uso masivo de tests de antígenos

Oriol Mitjà, en el 2017.

Oriol Mitjà, en el 2017. / DANNY CAMINAL

Se lee en minutos

El Periódico

El infectólogo del Hospital Germans Trias i Pujol (Can Ruti) de Badalona Oriol Mitjà, a quien el 'expresident' Quim Torra eligió como asesor del Govern en la pandemia el pasado marzo, ha alabado este jueves la estrategia de testeo masivo de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz-Ayuso, y ha pedido que se extienda a Catalunya.

"Ayuso ha lanzado una estrategia de testeo masivo y le está dando resultado sin tener que cerrar la economía", ha dicho Mitjà en el programa 'Planta baixa' de TV-3. Madrid compró cinco millones de tests de antígenos e hizo cribados masivos en las zonas más afectadas por la pandemia, una propuesta similar a la que hace semanas propuso Mitjà, quien considera que se podrían suavizar las restricciones si estos tests se generalizaran en Catalunya. El secretario de Salut Pública de Catalunya, Josep Maria Argimon, ha dudado este jueves de que la buena evolución de Madrid se deba a los tests de antígenos y lo ha achacado al hecho de que Madrid comenzó su segunda oleada mucho antes que Catalunya, a mediados de agosto.

Noticias relacionadas

 La Conselleria de Salut ya utiliza tests de antígenos y, en las últimas semanas, ha comenzado a utilizarlos también en personas asintomáticas. "Salut pone una serie de pegas, que yo llamo burocráticas, porque ellos están buscando que los ordenadores puedan recoger todos los resultados, y también están preocupados de que den una falsa sensación de seguridad", afirmó Mitjà, quien considera que en la Comunidad de Madrid no existen estas trabas: "Por eso digo que me gustaría más trabajar en la Comunidad de Madrid, hoy."

Según el infectólogo, los antígenos podrían acelerar la desescalada en Catalunya. Según Mitjà, estos tests, que tienen un coste inferior a los cinco euros, se podrían distribuir en las farmacias, y también se podrían hacer solo con muestras nasales y no nasofaríngeas, como se está haciendo ahora. Ello posibilitaría que se hicieran sin un sanitario y abriría otras opciones como, en otra fase de la desescalada, recuperar la actividad en otros entornos, como salas de conciertos.