Ir a contenido

PRESUPUESTOS GENERALES

Calvo garantiza que no hará concesiones al soberanismo por los Presupuestos

La vicepresidenta volverá a reunirse esta semana con los representantes del Govern

El Periódico

Carmen Calvo, en su despacho, durante una entrevista.

Carmen Calvo, en su despacho, durante una entrevista. / DAVID CASTRO

La vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, ha ractificado su voluntad de dialogar con el Govern, aunque ha asegurado que no hará concesiones relativas al proceso independentista para aprobar los Presupuestos Generales del Estado de 2019.

En una entrevista con Efe, Calvo ha recordado la ruptura del orden constitucional que se vivió en Catalunya y que obligó, con el apoyo del PSOE, entonces en la oposición, a la aplicación de artículo 155 de la Constitución.

Una situación que el Ejecutivo de Sánchez quiere evitar a toda costa mediante dos ámbitos de diálogo, el diálogo institucional con la Generalitat, y el diálogo entre los partidos catalanes, un "espacio más plural" donde todas las formaciones puedan explicar sus posiciones y existan más posibilidades encuentro.

Calvo volverá a reunirse esta semana con los representantes del Govern para cerrar "de manera definitiva" el método y el calendario de trabajo de ese diálogo que, en cualquier caso, siempre se moverá "dentro del orden constitucional y de la seguridad jurídica" como corresponde a un estado de derecho.

Ni gestos ni concesiones 

Lo que sí ha garantizado la vicepresidenta es que el Gobierno no hará gestos ni concesiones relativas al proceso independentista para sacar adelante los Presupuestos Generales del Estado de 2019.

Cuentas públicas que no da por perdidas pese a la negativa de los partidos independentistas a apoyarlos si no se producen esas concesiones.

Para la vicepresidenta, "es lógico" que desde el campo independentista se lancen mensajes en este sentido, pero ha garantizado que esas reclamaciones están fuera de la negociación presupuestaria.

Calvo ha afirmado que el Gobierno solo hablará de partidas de gasto, de inversiones, y de lo que "se puede cambiar" en las cuentas públicas y "nada más".