Ir a contenido

ELECCIONES ANDALUZAS 2018

Cs cree que el cambio no puede venir del partido de la 'Gürtel'

Villegas pide "responsabilidad" a PP y PSOE para permitir que gobierne Marín

Los liberales no cierran la puerta a un posible pacto de investidura con Vox

Miguel Ángel Rodríguez

Inés Arrimadas y Juan Marín.

Inés Arrimadas y Juan Marín. / RAÚL CARO (EFE)

Juan Marín tiene la llave de la Junta de Andalucía. Los 21 diputados que obtuvo el pasado domingo en las elecciones autonómicas le dan al líder regional un poder necesario al que populares y socialistas deben recurrir para formar gobierno. Y en Ciudadanos son conscientes. Por ello, la formación que dirige Albert Rivera ha decidido dar un paso al frente en Andalucía y postularse como los "líderes" de una nueva etapa caracterizada por el "cambio" que no pueden copar "ni los de los ERES, ni los de la 'Gürtel', en referencia a PSOE y PP, respectivamente. 

"Un Gobierno limpio, nuevo y renovado", así definió José Manuel Villegas la propuesta que, desde este domingo, defiende Cs para la Junta. El secretario general de la formación naranja apeló de manera directa a la "responsabilidad" de PSOE y PP para que "no bloqueen" las opciones de un Gobierno dirigido por Marín y "permitan el cambio" que los andaluces "salieron a pedir a la calle" el 2D

En este sentido, recordó que Cs actuó con "responsabilidad" cuando apoyó el Gobierno de Mariano Rajoy en la pasada legislaturas, así como cuando sustentó el anterior Ejecutivo de Susana Díaz en Andalucía. "Ahora le pedimos al PSOE y al PP que sean igual de responsable y que apoyen este nuevo Gobierno de Ciudadanos", reclamó. 

Liderar el cambio

Aunque Villegas reconoció lo "complicado" de unas negociaciones para formar gobierno que "no se va a resolver en unos pocos días", el dirigente de Cs dejó claro que los protagonistas de los acuerdos que se alcancen no serán aquellos que "están todo el dia mirando noticias que vienen de los tribunales" ni los que cada vez tienen menos apoyos". En esta última idea es donde la formación naranja encuentra su principal argumento para presentar la candidatura de Marín a la presidencia autonómica. Así reiteró que "los que crecen" serán quienes lideren esta "nueva etapa".  

Marín defendió la misma propuesta emplazando a la presidenta en funciones, Susana Díaz, a plantearse apoyar un Gobierno del PP y Cs para evitar la entrada de Vox en el Ejecutivo, como ella misma pidió. Además, la subida de Cs de 9 a 21 representante en estos comicios "legitima" la postura adoptada por su formación. "Nosotros intentaremos llegar a acuerdos con el PP, y a partir de ahí el PSOE que decida", afirmó el líder autonómico antes de cerrar todas las puertas a una reedición del acuerdo entre su formación y el PSOE. 

Pactar con Vox

La duda principal que se cierne sobre las futuras negociaciones para alcanzar la Junta de Andalucía pasa por el papel que jugará Vox, el nuevo actor político que ha irrumpido en el Parlamento regional con 12 diputados. Sobre la posibilidad de llegar a acuerdos con la formación que dirige Santiago Abascal, Villegas se mostró prudente. "Me veo incapaz de descartar ningún escenario", señaló antes de añadir que no iban a tener todas las respuestas "a menos de 24 horas de haberse cerrado los colegios electorales". 

Pese a ponerse de perfil en lo referente a posibles pactos con la formación de extrema derecha, el secretario general de Cs si que quiso marcar ciertas distancias con Vox definiendo su formación como "moderada y de centro liberal". Además, Villegas recurrió a los referentes europeos de Ciudadanos, entre los que se encuentra el presidente galo, Emmanuel Macron, para aclarar que ellos no reciben felicitaciones de la líder de extrema derecha francesa, Marine Le Pen.