APUNTE

Operación Cristiano

1
Se lee en minutos
Cristiano Ronaldo, en un partido del Manchester United la pasada campaña.

Cristiano Ronaldo, en un partido del Manchester United la pasada campaña. / Epi_rc_es

Andan los aficionados colchoneros en estos días rumiando lo que sería una bomba, el fichaje de Cristiano Ronaldo por el club al que probablemente más daño hizo durante sus años en el Real Madrid y también con el que más se cebó, y no solo hablando de goles.

La respuesta ha sido casi unánime contra la incorporación del portugués. Se lo cantaron clarito a Cholo Simeone en el amistoso del Numancia. Hay desprecios que no se perdonan, gestos que no se olvidan, actitudes que no casan con valores que aún mantienen vivos los aficionados del Atleti.

¿Pero qué peso va a tener esa respuesta negativa de la afición?

 "No sé quién se ha inventado la historia de Cristiano, pero es prácticamente imposible que venga” sentenció Enrique Cerezo esta semana. El inventor, Jorge Mendes, es asiduo al palco del Metropolitano.

Si financieramente el Atlético se puede permitir el fichaje, con la rebaja a la mitad de su sueldo en el United y la salida de uno o dos futbolistas, se deberá diseñar con precisión y brillantez la campaña para convencer a sus aficionados. Y a ello ayudará lo estrictamente deportivo.

Elogios de Simeone

De Cristiano siempre habló maravillosamente Simeone. Así, hace unos años, “Cristiano te soluciona el partido por él solo, te va al área en dos centros de cabeza, como nos hizo a nosotros y te gana el partido. No necesita hacer tres jugadas. Ronaldo simplifica las situaciones del juego”, elogiaba el técnico.

¿El Cristiano de hoy, a sus 37 años, también ganaría partidos él solo para el Atleti?

Noticias relacionadas

Que el Cholo es el auténtico líder del equipo, y del club, es obvio. Pero conviene analizar los referentes arriba que ganaron los dos últimos títulos de Liga con el Atleti de Simeone. La de 2014 tuvo a David Villa como delantero estrella. La segunda a Luis Suárez. Antes, Falcao con la Europa League de 2012 y Diego Costa en los años de las finales de Champions. Griezmann estuvo estelar en la Europa League de 2018.

¿Tiene hoy algo parecido el Atleti en esa plantilla que su presidente define como “un equipo maravilloso”? Difícil encrucijada para el aficionado rojiblanco despejar esta “x”. Principios versus “ser mejores”, cuando ser mejores significa ganar.