Teatro

La Sala Beckett carga contra las estructuras de poder que permiten los abusos sexuales

  • El ciclo #jotambé se acaba de inaugurar con el estreno de 'Sandra', una obra de Daniela Feixas sobre la influencia de la ficción en la violencia y el abuso sexual

  • 'Sota la neu', de Anna Llopart; 'Amazones', de Agrupación Señor Serrano; 'El que no es diu', de Marilia Samper, y 'Una niña es una cosa a medio formar', de Eimar McBride completan la parte escénica de esta ambiciosa propuesta

Elena Tarrats y Josep Julien en un momento de ’Sandra’, de Daniela Freixas, primera obra del ciclo #jotambé de la Sala Beckett.

Elena Tarrats y Josep Julien en un momento de ’Sandra’, de Daniela Freixas, primera obra del ciclo #jotambé de la Sala Beckett.

Se lee en minutos

El patriarcado y las estructuras de poder que permiten abusos y violencias sexuales serán revisados en la Beckett a través de #jotambé, un ciclo de espectáculos, lecturas dramatizadas y actividades como micrófono abierto, conferencias y debates que se celebrará de 7 de abril al 18 de junio. El estreno esta semana de 'Sandra', una nueva obra de la polifacética actriz Daniela Feixas, ha abierto boca. Después llegarán 'Sota la neu', de Anna Llopart, y 'Amazones', segunda creación de Agrupación Señor Serrano para niños de 6 a 11 años. Los padres no están permitidos en la sala pues la obra interpela a los chicos mezclando mitología y actualidad. "Si están los adultos con ellos, su respuesta no es igual", resaltan los Serrano, que utilizan muñecos de Lego, maquetas e imágenes de todo tipo como ya hicieron en 'Prometeu'. Además, tratándose de un montaje que cuestiona las formas de poder, pues tampoco ayuda que los progenitores estén en la sala con sus peques.

'El que no es diu', de Marilia Samper y 'Una niña es una cosa a medio formar', de Eimear McBride llegarán a partir de mayo. Este ciclo se estaba gestando desde hace un año, mucho antes de que estallara la polémica en el Institut del Teatre. "Lo hemos organizado porque recibimos muchas obras hablando del mismo tema. Hay una necesidad de hablar de esto", explica Toni Casares, director de la Sala Beckett. En 2018, cuando presentaron el ciclo La Revolució dels Gèneres, ya intuyó que sería necesario "profundizar en esa violencia latente que hay en la sociedad que está relacionada con el poder patriarcal". La mayoría de piezas son de autoría femenina.

Estereotipos y ficción

'Sandra', una historia con forma de 'thriller' protagonizada por Elena Tarrats y Josep Julien, parte del encuentro de una chica adolescente con un escritor. Ella está huyendo de algo y le pide cobijo por una noche. "Son muchos los estereotipos de este tipo de relación", admite Feixas, actriz que recibió el premio SGAE de Teatro Jardiel Poncela por este texto que también dirige. Lo escribió como respuesta a la repugnancia que le provocaba "toda esa violencia gratuita contra mujeres en series y películas", recuerda. "Tener una hija preadolescente despertó una sensibilidad diferente y me hizo preguntarme: ¿No perpetuamos ciertos roles y estructuras de poder mediante la ficción?". El tema del consentimiento también se aborda. Lo considera necesario: "Pertenezco a una generación donde esa línea es difusa, no se nos enseñó demasiado".

Sandra, la chica protagonista de su obra, se inspira en una adolescente que conoció. "A la mayoría de los menores no se les cree cuando denuncian abusos. Al menos el teatro les dará una hora para ser escuchados", sentencia Feixas, que ha querido hacer un homenaje a esa chica determinada. "No pude hablar demasiado pero que me transmitió mucha tristeza y sufrimiento. Nunca se pudo defender. Va por ella", señala la autora, que abordó el delicado tema de los abusos infantiles en 'Serà el nostre secret'.

Noticias relacionadas

Àlex Casanovas y Paula Malia en una escena de 'Sota la neu', de Anna Llopart.

/

Anna Llopart reinterpreta 'La reina de las nieves', de Hans Christian Andersen, en 'Sota la neu'. Es como un cuento mágico para adultos, explica. "Crecer significa cuestionar la infancia, una época donde las cosas son incuestionables. La obra habla de ello y de la importancia de no perder la conexión con aquella niña que fuimos". En ella una mujer que vive volcada en su trabajo se ve obligada a hacer un viaje a su infancia para poder seguir adelante. "La obra mezcla realidad y ficción. Juega con los recuerdos. No siempre recordamos las cosas como fueron", señala Llopart. Paula Malia interpreta a Alicia, la protagonista de este cuento moderno a quien diferentes personajes, encarnados por Laura Conejero y Álex Casanovas, ayudarán en su búsqueda personal. "Todos ellos le darán pistas para revisar cosas y cambiar su percepción del mundo que la rodea", explica Malia. "Es una obra muy mágica que habla de la fragilidad de la infancia y de la naturalidad con la que asumimos la violencia y los roles de poder y debilidad, una estructura en la que está implicada toda la sociedad", añade.